Isidoro Ocampo. Artista y testigo del México posrevolucionario. Colección Ernesto Arnoux

Arte, Dibujo
Recomendado
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Cortesía MUNAE)
1/3
Foto: Cortesía MUNAE
 (Foto: Cortesía MUNAE)
2/3
Foto: Cortesía MUNAE
 (Foto: Cortesía MUNAE)
3/3
Foto: Cortesía MUNAE

En las calles de la Ciudad de México, a finales de 1920, caminaban ante los ojos del artista Isidoro Ocampo diversos personajes que fueron plasmados con lápiz, carboncillo y otras técnicas. El Museo Nacional de la Estampa presenta una retrospectiva con alrededor de 200 obras de este artista, considerado un observador crítico de lo cotidiano.

Con un acervo que comprende de 1928 hasta 1983, Isidoro Ocampo. Artista y testigo del México posrevolucionario. Colección Ernest Arnoux es una amplia revisión a uno de los artistas gráficos mexicanos más destacados de siglo XX, quien fue miembro fundador de la Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios, así como del Taller de Gráfica Popular.

En esta exposición el visitante se encontrará con diversas facetas del artista veracruzano, las cuales tocan varios temas sociales, además de mostrar su profunda sensibilidad y sentido del humor.

La mayor parte de las piezas que integran esta muestra proceden de la colección de Ernesto Arnoux, por lo que resultará una oportunidad única el recorrer las salas, en las que también se encontrarán libretas y apuntes de quien fuera alumno de Emilio Amero en la Academia de San Carlos.

Entre las obras presentadas hay una serie dedicada a los lectores, otras que retrata a las mujeres mexicanas en diversas facetas, como una vendiendo tamales y otra ofreciendo tortillas. Isidoro Ocampo se adueñó de las calles a través de sus trazos y las preservó para las futuras miradas. 

Por Magdalena Carreño

Publicado

LiveReviews|0
1 person listening