Entrevista: 'Güeros'

Hablamos con el director y tres de los protagonistas de esta road movie citadina

Fotos: Cortesía Prensa Danna


Cuatro jóvenes afectados por una prolongada huelga universitaria exploran las fronteras invisibles de la Ciudad de México, al tiempo que se descubren a sí mismos.

Esta es la ópera prima del joven realizador Alonso Ruizpalacios, que narra la historia de Tomás (Sebastián Aguirre), Sombra (Tenoch Huerta), Santos (Leonardo Ortizgris) y Ana (Ilse Salas).

¿Por qué decidiste abordar esta historia poniendo la huelga en la UNAM como telón de fondo?

Alonso Ruizpalacios:
Empecé a escribir esta película hace 12 años y mi interés principal era hacer un retrato de la maduración. Me gusta que toque el tema de la huelga aunque no trate de eso, porque no es una película panfletaria. La huelga es, simplemente, el contexto que permite abordar otros temas de México, como el racismo, el clasismo, la intolerancia y muchas cosas más que nos definen como sociedad.

¿Te sentiste identificada con el personaje? ¿Crees que el guión le hace justicia al movimiento estudiantil de 1999?

Ilse Salas:
La película aborda los meses en los que el movimiento ya estaba desgastado, y sólo así podemos entender a Santos y a Sombra: encerrados en su casa, hartos, sin saber si están a favor o en contra de la huelga. Es importante ver que las cosas se desgastan y hay que seguir adelante. Eventualmente te tienes que transformar. Eso es lo que pasa con estos personajes. Buscan a un cantante que ya a nadie le importa, hay una historia de amor y hacen un encuentro consigo mismos en el que, además, descubren al personaje principal: la Ciudad de México y todas sus contradicciones.

¿Fue una intención explícita realizar un híbrido entre documental y ficción?

AR:
Sí, claro. Creo que el cine tiene una naturaleza documental y esta película pretendía retratar de manera abierta lo que ocurriera durante un viaje por la ciudad. Para mí siempre fue importante tener una mezcla de ambos géneros y mi intención con esta película era descubrirla en el proceso, nunca la tuve absolutamente clara, sino que quería ir esculpiéndola para ver de qué tenía cara.

¿Creen que el título Güeros es un término delicado?
AR:
Sí, y está bien tocar los temas sensibles. Los gringos tienen toda una historia y una academia alrededor del tema del racismo, está muy asumido; nosotros no. Es algo que seguimos negando. Es muy chistoso cuando tratas una temática así, porque la gente se pone nerviosa y a mí eso me divierte. Me han dicho que es una película racista, pero yo no creo que por hablar del racismo sea así.

Tenoch Huerta:
En el mercado, por ejemplo, cuando alguien te llama "güero" tiene la intención de halagarte, y eso también es discriminación, pues ¿acaso no te pueden hacer un cumplido por lo que realmente eres?

Leonardo Ortizgris:
Es interesante, pues el término es muy ambiguo, puede ser despectivo o amoroso.

AR:
Al final, la película se trata sobre contrastes sociales, raciales, políticos e incluso geográficos. Por eso está hecha en blanco y negro.

Lee nuestra reseña

Güeros

  • Valoración: 3/5

La historia se desarrolla en el encono de una huelga universitaria temporalmente indefinida, aunque con claros referentes a la UNAM durante el último año del siglo pasado.