0 Me encanta
Guárdalo

Maricarmen García

Rescatista de animales salvajes

Foto: Alejandra Carbajal

No tenía por qué estar ahí, pero ahí estaba, a cargo de un camión con ocho felinos salvajes. Maricarmen intentaba hacerlos pasar la frontera. Algunos venían de un pasado en casas o incluso departamentos, donde vivían enjaulados o en la azotea. Al cruzar la aduana viajarían a Colorado. Los esperaba un santuario. Esta experiencia le dejó claro que se trataba de su vocación: abogar por los derechos de los animales.

Maricarmen formó parte de Gente por la Defensa Animal, que abogó por las penas contra el maltrato animal. "Rescatamos 1,500 perros y gatos en un periodo de ocho años. Mandamos como 250 perros adoptados a Estados Unidos, principalmente a California", recuerda la activista.

Después de casi una década, el año pasado se aprobaron penas contra el maltrato animal, ahora incluidas en el Código Penal del DF. Sin embargo, cada semana se electrocutan a cerca de seis mil perros y gatos en la ciudad porque sus antiguos dueños los dejaron ir.

En 2007, Maricarmen dejó Gente por la Defensa Animal y se volvió la representante de The Wild Animal Sanctuary, aquel espacio con más de 300 hectáreas de praderas en Colorado, Estados Unidos, proyecto del que formó parte hasta julio de 2013. Aunque hasta la fecha sigue rescatando y protegiendo animales silvestres desde su proyecto L!bero.

Para lograrlo ha transformado antiguos zoológicos, como el de Hidalgo, en un lugar de rehabilitación para animales silvestres, en donde permanecen antes de ser exportados al norte. "Cuando abrí el área de casos de crueldad contra animales silvestres, se destapó la caja de Pandora".

En el país, de manera legal o ilegal, la gente puede tener desde un coatí hasta un león, sin mayor conocimiento sobre cómo mantenerlos. "Los primeros meses como cachorros son manejables, pero después te pueden comer una mano".

Para que se cumpla la ley, lo que sigue es "legislar sobre el bienestar animal y hacer mayor promoción de la esterilización. Las modas no son suficientes para revertir el número de animales, salvajes y no salvajes, en la ciudad".

Comentarios

0 comments