0 Me encanta
Guárdalo

10 joyas nacionales

Bandas 100% hechas en México

Foto: Cortesía Big Big Love
Big Big Love
Big Big Love es una banda integrada por dos hermanos y un amigo que decidieron escribir su propia historia a base de composiciones, ritmos bailables y coros pegajosos. Tras vivir rodeado de mohicanos, devilocks y tocar en una banda, decidió que la estructura de tres acordes rápidos, con sus respectivos versos y coro, no era suficiente para plasmar ideas. Su música no es apta para oídos sensibles, así que si lo tuyo es usar ropa de colores fosforescentes y perderte en los ritmos del dj de moda, lo más seguro es que sus gritos y guitarrazos te parezcan sólo ruido. Lo que empezó como una banda de electrocorridos, cuya intención era celebrar el centenario de la Revolución Mexicana (de ahí su nombre en referencia al centauro del norte, o Pancho Villa para los libros de historia), se convirtió en uno de los proyectos musicales más interesantes y prometedores de los últimos años. Little Jesus es una de las bandas nacionales más excitantes de los últimos años. Su propuesta sonora es una mezcla de ritmos africanos, guitarras suaves y coros pegajosos. Ellos se describen -a modo de burla- como "tropipop", nosotros, para evitar etiquetas, le llamamos "buena música". Ellos no hacen rock, ni pop, ni electrónica; lo suyo va más allá de cualquier etiqueta. Sierra León crea toda una atmósfera alrededor de sus composiciones. En vivo, son unas verdaderas bestias, que logran mantener la simetría de sus canciones, junto a la naturaleza explosiva de los arreglos. Rapero con uno de los mejores actos en vivo, sin duda. La energía que que derrocha sobre el escenario basta para capturar la atención de cualquier audiencia, les guste o no el género.
entre tantas bandas y sonidos distintos, en la escena nacional resalta un trío de chicos que capturó nuestra atención desde el momento en que el mogwai de camisa hawaiiana llegó a nuestras vidas. No Somos Marineros es uno de esos proyectos, casi en peligro de extinción, que comenzaron componiendo canciones en el garage para después tocar en todos los escenarios posibles; desde hoyos funky hasta explanadas de prepas y festivales como Nrmal y el Antes de que nos olviden, en sus ediciones de 2013. Uno de los sonidos más propositivos y limpios de los últimos años. Su ejecución ene vivo es impecable.

Comentarios

0 comments