0 Me encanta
Guárdalo

Entrevista con Squarepusher

Durante las últimas dos décadas, Tom “Squarepusher” Jenkinson ha sido uno de los verdaderos iconoclastas de la música electrónica. Arrancó con beats muy atascados y poco a poco ha fusionado sus característicos ritmos con sonidos más melódicos

Ufabulum, tu más reciente disco, es muy distinto a los demás
Sí, me pareció que estas canciones podrían adaptarse muy bien a un contexto en vivo, con un show completamente nuevo armado alrededor de ellas. Es chistoso, porque normalmente no me clavo mucho en el arte del disco, generalmente se lo dejo a otros pero esta vez me involucré más.

Acostumbras usar instrumentación en vivo en tus discos, pero para este utilizaste pura programación. ¿Por qué?
Mi acercamiento hacia la creación de la música siempre ha sido bipolar. Un lado es programado y muy controlado, casi clínico. El otro se basa en instrumentos, donde sale a relucir la idiosincrasia de mis actos en vivo. Disfruto ese contraste, pero sentí que en los últimos años la parte en vivo es la que ha dominado mi trabajo, así que me dieron ganas de irme al otro extremo. Fue un cambio violento en realidad.

¿Es decir que fue una decisión sencilla?
Además de querer un cambio, tenía la certeza de saber cómo quería que sonara este disco. No sólo la cuestión técnica sino también la armónica. Las ideas vinieron a mí de manera muy estructurada.

Entonces no eres de los que entran al estudio y dicen: "Jugaré un poco con todo y a ver que sale"
Para nada. Mentiría si te dijera que en el momento de grabar no incluí nada, pero definitivamente tenía todo bajo control desde antes.

Tus primeros discos eran muy densos

Exacto. Era la idea que traía en ese momento, intentar hacer música que te volviera loco. Quería que desorientara y que fuera difícil de comprender. Todavía encuentro esa premisa fascinante, pero ya me alejé de eso. Al menos ahora busco hacer mi música más sutil, más sofisticada. Sin embargo, prefiero dejar este tipo de preguntas para otros.

Prefieres que el escucha se genere su propia opinión de tu música
Creo que gran parte de la diversión de escuchar música radica en generar tus propias opiniones sobre ella. No creo que la opinión del artista sobre una pieza sea incuestionable. Prefiero que cada quien le dé su propia interpretación. Me siento más a gusto hablando sobre la parte técnica, pues son datos duros. La parte de evaluar la música me parece muy ambigua.

Al mismo tiempo ofreces una interpretación de Ufabulum –por más abstracta que sea– al hacer de los visuales una parte tan importante del show
Buen punto. Lo único que puedo decirte es que no tienes que ver los visuales. La médula del show es el disco. Los visuales son mi interpretación, que no tiene por qué ser la tuya.

Honestamente dudo que la gente que vaya a tu show lo viva con los ojos cerrados
¡Ya veremos! En realidad es un experimento. No digo que será exitoso y hay partes que me gustan más que otras. Sin embargo, es un intento de expresar lo que la música produce en mi cabeza. Esa es una gran parte de la música para mí, desde niño. Siempre he creado imágenes en mi cabeza a partir de lo que escucho.

¿Puedes ver a través de la máscara encendida que usas en el escenario?
Tengo un espectro de visión limitado. La uso principalmente para convertirme en parte del proceso visual. No me veo como un showman o un performer. Creo que hay personas muy buenas en incluir aspectos teatrales a sus conciertos, pero yo no soy una de ellas. Irónicamente, no me gusta ser el centro de atención. Puede sonar incongruente, pero me siento a veces incómodo. Al final creo que lo hago porque pienso que tengo algo bueno que ofrecer.

En otras entrevistas has hablado de los artistas que tienen un "culto a su personalidad"
Sí, siempre quise alejarme de eso. La tendencia es admirar a la figura sobre el escenario. Cuando empecé a hacer shows como Squarepusher, hace ya muchos años, me ponía detrás del equipo de sonido del escenario. Es algo que me encantaba de los raves de los 90, a la gente ni siquiera le importaba voltear a ver al DJ, estaban más interesados en escuchar la música y pasarla bien. Era algo muy relajante: en vez de idolatrar a personas, la gente se dejaba llevar por la música. Creo que hay algo de ese legado en mi show. Si bien traigo una máscara en el escenario, no refleja mi persona. Definitivamente no hay forma de salir limpio de este dilema.

Sea como sea, todo el escenario –máscara incluida– se ve increíble
De lo que he visto grabado, me parece que funciona. Es satisfactorio. La máscara me da un espacio visual distinto. Puedes ver el elemento que se refleja en mi máscara y el que se proyecta detrás. Eso tiene mucho potencial, porque es posible rebotar imágenes entre las pantallas. También tiene mucho potencial rítmico.

Traducción de Romina Pons

Comentarios

0 comments