0 Me encanta
Guárdalo

Lugares para echar la cascarita

Si después de ver las faenas del Chicharito te da por ensayar las propias, échale un ojo a estos "Maracanás" callejeros

Foto: Alejandra Carbajal

Parque Lira

En la congestionada área de Tacubaya, en la que hasta un alfiler puede meter presión al espacio, existe un estadio improbable en medio de un remanso de paz. El antiguo lago artificial de los jardines aristócratas del Parque Lira es actualmente un territorio de skaters, pero también es apropiado para los aficionados a correr tras un balón. No hay porterías, corners o árbitros, así que todo depende de entregarse a la creatividad del juego. El lugar no es el más amistoso durante la noche, así que los horarios ideales para “cascarear” son la mañana o la tarde.

Leer más
Tacubaya

Las Islas

El patrimonio cultural de Ciudad Universitaria no sólo sirve para pasear perros los domingos o poner ofrendas en Día de Muertos. La explanada central es, de hecho, más comúnmente usada como una extensión del Estadio Olímpico Universitario, pero con divisiones amateur. El espacio es amplio y puedes jugar sin el temor a que te atropelle un auto. También está la ventaja del tiempo: abren las 24 horas, todos los días. Además, ¿no es inspirador jugar entre obras monumentales de Diego Rivera, Juan O’Gorman y David Alfaro Siqueiros? Lo malo es la superficie, que está muy lejos de ser el césped de Wimbledon. De pronto hay hoyos ocultos en el pasto que te pueden causar un esguince de tobillo si no te cuidas.

Leer más
Coyoacán

Ciudad Deportiva

Una maravilla deportiva poco aprovechada. Las extensas canchas (canchas de verdad, reglamentarias y con todos los requisitos) se antojan desde el camino en auto sobre el Viaducto Piedad o desde la parte elevada de la Línea 9 del Metro. Tal vez muchos no lo sepan cuando van a un concierto al Foro Sol, pero aquí es posible llevar un balón y ensayar jugadas al estilo Supercampeones, como Oliver Atton. Puedes correr todo el tiempo sin que se te acabe el terreno (ni la escena del gol en la caricatura). Lo recomendable es inscribir un equipo en alguna de las ligas locales, pero funciona también para los partidos ocasionales.

Leer más
Magdalena Mixhuca

Parque de Pilares

Si todas los barrios del país tuvieran canchas, habría más Chicharitos y menos Chapos. Este generoso parque de la Del Valle tiene espacios para todos: para los equipos de fut llanero, para los que juegan “de a chesco” o para quien solo va a patear la pelota con su hijo. El único problema es que como es bien conocido el gusto de jugar aquí, las canchas se llenan pronto. Si quieres un partidito íntimo, hay que llegar temprano. Los cafés y tiendas alrededor del parque son una buena opción para rehidratarse o desayunar después del juego.

Leer más
Del Valle

Deportivo Los Galeana

De acuerdo, hay que tener mucha imaginación para asegurar que las canchas de esta ciudad deportiva, en la frontera norte de la ciudad, son buenas. Pero por fortuna el futbol depende más del entusiasmo que de los espacios. Una ventaja es que, como los grandes monumentos deportivos locales, está semivacío y siempre hay una cancha disponible, aunque sea un arenal con dos porterías y gradas que apenas se sostienen. En síntesis, este lugar ofrece plenitud de espacio, lo cual es suficiente en una ciudad en la que muchos hemos jugado en las calles o los pasillos de la escuela con botellas de plástico o bolas de papel.

 

Leer más
Aeropuerto

Comentarios

0 comments