0 Me encanta
Guárdalo

Un homenaje a la ciudad y a sus personajes

Como parte de la tradición ancestral dedicada a rendir tributo a los muertos, diferentes organizaciones se dieron a la tarea de invadir la ciudad con ofrendas temáticas que rinden homenaje a personajes y lugares icónicos.

Foto: Cortesía Secretaría de Cultura

Corredor Cultural Día de Muertos
En el camellón de Álvaro Obregón, en la Roma, se llevará a cabo el Corredor Cultural de Día de Muertos. Es una de las sedes más especiales para nosotros, porque Time Out México participará con una ofrenda dedicada, por supuesto, a la ciudad. Como somos #adictosalaciudad, nos dimos a la tarea de enlistar cosas icónicas del DF que murieron durante los últimos meses. Desde "el Caballito" de Manuel Tolsá (que nunca volverá ser el mismo), pasando por el Pueblo de Xoco, el Videodromo y el Toreo de Cuatro Caminos, hasta los afters y, ¿por qué no?, Fotoseptiembre, el otrora festival bienal de fotografía más importante de México.

Además de las ofrendas que se inauguran el 1 de noviembre, también habrá actividades alternas durante el fin de semana.

Ofrenda Monumental del Zócalo

Este año, la ofrenda anual del Zócalo rinde tributo a uno de los personajes más destacados de la historia mexicana: José Guadalupe Posada, quien, en cierto modo, ayudó a definir la tradición del Día de Muertos como la conocemos actualmente. A 100 años de la muerte del grabador mexicano, la Secretaría de Cultura del Distrito Federal, en colaboración con el colectivo Última hora, conformado por alumnos y exalumnos del Faro de Oriente, recrearán algunas de las obras más emblemáticas del creador de "la Catrina". La técnica de la ofrenda monumental es la cartonería tradicional con estructuras de metal de alta resistencia, recubiertas con periódico y papel craft.

También habrá una serie de actividades paralelas y varios conciertos de música tradicional mexicana, sones, boleros, música ranchera y jazz. La ofrenda se exhibirá del 31 de octubre al 3 de noviembre.

Mega Ofrenda en CU

Remedios Varo fue una de las artistas surrealistas más importante del siglo XX. Su estancia en México repercutió considerablemente en la cultura de nuestro país, y fue por eso que este año el 16 Festival Universitario de Día de Muertos de la UNAM está dedicado a la pintora española.

Instalada en las islas de CU, esta ofrenda recrea algunas de las obras más famosas de Remedios Varo como "El fautista", "El paraíso de los gatos", "La batalla" y "La huída. Además, este año el festival, que concluirá el 3 de noviembre, cerrará con un desfile de catrinas, actividades artísticas, gastronómicas y diversos talleres.

Nuestros panes de muerto favoritos

Da Silva

Una de las panaderías que se convirtió en un favorito instantáneo desde que abrió en el 2000. Su pan de muerto tiene un sabor muy azucarado, con notas de agua de azahar y un muy ligero toque a naranja. Si pudiéramos mejorarlo lo haríamos un poco menos seco, pero aún así llegó a la lista. Lo venden individual, de medio y un kilo.

Precio individual: $17

Polanco
Superama

Superama

Asombrosamente, aún hasta para quienes odiamos las cadenas, es innegable que el pan de muerto del Superama es uno de los mejores de la ciudad. Mantequillosos, esponjosos, baratos y con mucha azúcar. Uno hasta se siente bien de saber que siempre hay uno cerca, gracias a este supermercado. Este es el pan de muerto que uno normalmente se imagina cuando escucha “pan de muerto”, tanto en imagen como en sabor.

Precio: $52 por seis individuales

Pastelería La Suiza

Pastelería La Suiza

La Suiza siempre ha destacado en panes de temporada. Cuando es tiempo de comprar pan de muerto o rosca de reyes, hay que esmerarse en madrugar para poder conseguir sus deliciosos carbohidratos. Su pan de muerto es suave, con huesitos súper delgados que ni dan la tentación de desprenderlos. Los venden sencillos (la receta clásica), pero recomiendo pedir los que están rellenos de una dulcísima nata, gusto que predomina sobre el sabor del pan. Tanto deleite da la ansiedad de que no pase el tiempo, de querer prolongar el momento. Tienen de tamaño individual, chico, mediano y grande; y el más caro llega hasta los $695.

Precio individual: $27, con nata $39

Maque

Maque

Huesos gorditos y cuidadosamente hechos.  Su sabor a naranja es más notable, pues lo hacen con ralladura, y cada bocado va envuelto con mucha mucha mantequilla. Los hornean de tamaño chico, mediano y grande. ¿Lo único malo? Además del precio, es que se acaba muy rápido.

Precio individual: $48

Patisserie Dominique

Recomendado

Más pequeño y obscuro que el pan de muerto regular, aunque también lo hacen del tamaño que quieras por pedido. Sus huesitos son un poco deformes, pero no importa: este es el rey de los panes de muerto. Una ironía total, pues viene de una panadería francesa. Puede que esté hablando desde un punto injusto, pues la primera vez que los probé, me tocaron recién salidos del horno, cuando la mismísima Dominique me indicó, “ahora es el momento para comerlo”. Tiene un sabor a azahar y su consistencia es muy suave, tan suave que creo que se derritió en mi boca. Tiene la cualidad de esas cosas que son tan ricas, que tienen el poder de convertir a cualquier hombre en animal: el tiempo se detiene, la mente se va a nosédónde y, de pronto, ya no hay pan.

Precio individual: $25

Roma

Comentarios

0 comments