Cancino

Restaurantes, Pizza Roma
  • 3 de 5 estrellas
2 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Alejandra Carbajal)
1/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
2/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
3/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
4/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
5/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
6/6
Foto: Alejandra Carbajal

“La dueña de los edificios de esta área establece criterios muy precisos de calidad para los restaurantes que se instalan aquí”, me cuenta mi acompañante, nacida en la Roma y conocedora a profundis de las dinámicas entre los vecinos del rumbo. Se refiere a la Plaza Villa de Madrid, frente a la Cibeles, en donde la pizzería Cancino, de grupo Archipiélago, ya lleva establecida casi cinco años.

El restaurante es fácilmente identificable, quizá más por la fauna que lo ha escogido como su punto de reunión preferido que por su cocina italiana que va de lo rústico a lo creativo. En las mesas de madera fuera del restaurante es común encontrar paseantes trendy con un pug a sus pies y una bicicleta color verde menta estacionada a la vuelta; así como jóvenes entepreneurs con un aire entre desenfadado y poderoso.

Cabe destacar que otros restaurantes pertenecientes al mismo grupo, la Zaranda de Miravalle y la Ventanita Café, se encuentran en la misma planta baja que Cancino.

Nos dejaron pasar a la parte trasera de la pizzería, mucho más tranquila y con la atmósfera ideal para una cita romántica. El vino lo sirven frío en vasos cortos; la selección no es muy amplia, y se decantan por vinos ligeros y dulces, recomendables para acompañar la pizza, como zinfandel y merlot.

Pedimos nuestra pizza mitad gorgonzola y pera, mitad kale, jitomate deshidratado y queso de cabra. Aunque no es la más espectacular que he probado, pues le hace falta un poco más de grosor a la masa, los ingredientes son de gran calidad y los sabores están pensados para combinarse de forma exquisita. Aquí han sabido seguir muy bien la receta de Ratatouille al combinar la dulzura y acidez de las frutas frescas con quesos pungentes. Una explosión de sabores garantizada.

Para rematar hay que pedir un mousse de chocolate con frambuesa. Servido en un frasquito, no lo vas a querer compartir con nadie. Así debe ser un mousse: con una textura delicada y ligera como algodón de azúcar, pero muy denso en cuanto a su sabor.

Mi acompañante me asegura que al principio, a muchas personas de la zona no les hacía gracia la presencia de tantos restaurantes y bares en la glorieta de la Cibeles. Todavía existen muchas personas en contra de que la Roma se convierta en un barrio restaurantero, me reitera.

Pero a muchos, Cancino les despierta cierto cariño. Su imagen hip y un menú cuidado fueron la primera inspiración de varios restaurantes de la Roma, algo que se nota. Es un hotspot que ha perdurado, lo que no se puede decir de muchos otros locales que han abierto y cerrado en la misma área. 

Por Laura Chávez

Publicado

Nombre del lugar Cancino
Contacto
Dirección Plaza Villa de Madrid 13
Roma
México, DF
06700
Horas de apertura Lun-mié 1:30pm-12am, jue 1:30pm-1am, vie-sáb 1:30pm-3am, dom 1:30-11pm
Transporte Metrobús Durango
Precio Consumo promedio por persona $300
LiveReviews|0
1 person listening