La Tlayudería

Restaurantes, Mexicana Roma
  • 3 de 5 estrellas
1 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Bernardo Robredo)
1/4
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
2/4
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
3/4
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
4/4
Foto: Bernardo Robredo

La Tlayudería es un lugar modesto, a diferencia de otros restaurantes en la calle de Tonalá que buscan apantallar a primera vista con un local ostentoso. Aquí todo es muy sencillo y sabes perfectamente a lo que vas: a pedir una enorme porción de tortilla de maíz con quesillo, frijoles, tasajo, chorizo o cecina enchilada. O bien, la tlayuda oaxaqueña especial que contiene todos estos ingredientes, reunidos en una misma y deliciosa ración. Esta es nuestra recomendación, con una buena cucharada de salsa de chile de árbol o de chile verde (cuidado, son picosas, obligatorias y adictivas).

Los propietarios son oaxaqueños y trabajan sus ingredientes de manera casera, trayendo desde Oaxaca algunos insumos. Han logrado una oferta culinaria que ha tenido éxito tanto en la Roma como en aquellos comensales de la ciudad que se acercan a buscarlos.

La tlayuda es sólo la tortilla grande y crujiente, contrario a lo que se piensa, no es el platillo preparado. Pero, hay que ponerle algo a la tortilla y aquí puedes elegir desde la suculenta cecina adobada y chorizo de pollo hasta unos chapulines tostados o sal de gusano de maguey. Arma tus combinaciones como quieras con toda la variedad que te muestran en los pizarrones de las paredes. Los encargados de los comales estarán encantados de hacerte sugerencias.

Si no quedas satisfecho con una tlayuda, prueba unos tacos de tasajo o un queso Oaxaca fundido con chile de agua, autóctono de Zimatlán, Oaxaca. Por 15 pesos puedes pedir uno de estos asado, para que acompañes lo demás y logres enchilarte, aún más, como todo mexicano prefiere. Ahora bien, si no te gusta el picante, puedes optar por disfrutar de los sabores simples y perfectos de la cocina oaxaqueña. No hay un pero en el sabor, en las porciones, en los precios y en el agasajo visual de lo que ofrecen en este restaurante.

No te olvides de las bebidas y del postre. Puedes tomar una cerveza que combinará perfecto con las tlayudas, si vas un sábado después de echar fiesta, las micheladas y los clamatos son la opción. Nosotros probamos el agua de horchata, es fresca y completamente natural, aunque apenas con dos libramos la enchilada. El postre es fácil, pide un helado de crema de mezcal y si le pones una pizca de sal de gusano (puedes comprar para llevar) viajarás a Oaxaca en cada cucharada. 

Amamos la gastronomía oaxaqueña y es gracias a este tipo de lugares que la Ciudad de México se ha vuelto un puente que nos conecta con cualquier lugar del mundo, lo agradecemos visitándolos cualquier día en que el antojo se apodera de nosotros. 

Por Bernardo Robredo

Publicado

Nombre del lugar La Tlayudería
Contacto
Dirección Tonalá 155
Roma
México, DF
06700
Horas de apertura Mar-vie 2-10pm, sáb 1-8pm
Transporte Metrobús Sonora
Precio Consumo promedio por persona $150
LiveReviews|0
1 person listening