Mjiknito

Restaurantes, Mexicana Narvarte
  • 3 de 5 estrellas
3 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Alejandra Carbajal)
1/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
2/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
3/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
4/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
5/6
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
6/6
Foto: Alejandra Carbajal

No te asustes, la cruda no ha dañado tu capacidad de lectura. Mjiknito es el curioso nombre de este santuario de antojitos mexicanos.

Lo más importante es que llegues temprano porque aquí todo se acaba, incluyendo el malestar post-fin-de-semana. Es posible que te toque esperar un rato para agarrar una mesa, pero no te impacientes.

Este lugar tiene la ambientación de una típica taquería defeña. Para arrancar motores, pide primero un tarrito de fideo y un agua mística. El tarrito contiene una clásica sopa caliente de fideos casera, pero en versión de sorbo, no hay mejor manera de preparar tu estómago para lo que viene. El agua mística es una combinación de agua mineral y frutas que a la vez hidrata y repone; es una mejor opción que un refresco, aunque si prefieres algo con alcohol también hay chelas, micheladas y clamatos.

Si ya estás listo para lo demás, no debes evitar los chilaquiles o chila’kill, como ellos los llaman. Pídelos con huevo, pollo o quesillo, dependiendo de qué tanta hambre tengas. Te los recomendamos verdes ya que la salsa es exquisita, llegan humeando en un plato colorido y los totopos frescos y crujientes. No son muy picantes, así que siéntete libre de complementarlos con alguna de las salsas que te sirven en la mesa.

Además de los chilaquiles, tienen otro platillo imperdible: las gordibuenas. Son gorditas de chicharrón, quesillo, pastor y chicharrón con suadero. Pídelas ahogadas en salsa verde, es un sincero aplauso a la fritanga mexicana. Un detalle importante: la comida no es grasosa; no es que queramos tapar el sol con un dedo, sino que habla de las buenas prácticas de la cocina de este lugar.

Los burritos son enormes, si llegaste temprano (y aún tienen) píde uno de alambre de pastor, luego báñalo en alguna de las salsas hasta que sudes todo lo que puedas. Las tortillas de harina se acompañan a la perfección con cualquier relleno que escojas seguro te hará feliz.

También puedes taquear, desde el clásico de pastor hasta costilla o arrachera; o bien, cómete unas flautas ahogadas, unos sopecitos de chorizo, unos molletes para desayunar e, incluso si estás a dieta, unos taquitos de nopal.

Cuauhtémoc nos tenía guardado este secreto tan famoso de la zona, con porciones que satisfacen, precios que alegran y comida reconfortante. No es un requisito llegar con resaca, con hambre y antojo es suficiente para que disfrutes de la propuesta mexicana de este restaurante dominguero.

Por Bernardo Robredo

Publicado

Nombre del lugar Mjiknito
Dirección Cuauhtémoc 852
Narvarte
México, DF
03020
Horas de apertura Lun-sáb 10am-5:30pm, dom 10am-2:30pm
Transporte Metro Eugenia
Precio Consumo promedio por persona $100
LiveReviews|0
1 person listening