Suite Française: Un amor prohibido

Cine, Drama
  • 3 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
Suite Française: Un amor prohibido

En medio de la Segunda Guerra Mundial, la escritora Irène Némirovsky comenzó una novela en la que retrató el contexto bélico que la rodeaba. Al ser arrestada por el ejército nazi, en 1942, la autora no pudo concluir su texto, pero éste se publicó en 2004 como una obra póstuma y bajo el nombre de Suite Française.

Ese relato lo toma el director Saul Dibb (La duquesa, 2008) en su más reciente filme, para el cual se apoyó de las actuaciones de Michelle Williams –que no sale de su rol de mujer silenciosa y tímida–, Kristin Scott Thomas y Matthias Schoenaerts.

En efecto, no son las interpretaciones lo que desalienta de este filme, incluso la quietud y inexpresividad de Williams va de acorde al trazo de su personaje. El tropiezo de esta adaptación se debe al retrato incipiente de un amorío que, además, no tiene sustento alguno.

La historia se desarrolla en un pueblo al norte de Francia, Bussy, cuando los habitantes de la villa son obligados a hospedar a los soldados del ejército nazi. Así conocemos a Lucile, una mujer que vive con su suegra y espera a que su esposo sea liberado por el enemigo, y a su nuevo inquilino, el oficial alemán Bruno van Falk. El amor entre ambos surge de un día para otro y, sin que demuestren un poco de cariño, el pueblo empieza a enterarse de su romance inconcluso.

Pese a ser una cinta romántica y fallar en esta premisa, Suite Française tiene un par de aciertos: transportarnos visualmente hacia a los años cuarenta y, sobre todo, hacer un retrato de la sociedad francesa de aquellos años. Más que la típica cacería que muestran los filmes de la SGM, notamos una crítica social y hacia el abuso del poder de los propios locales.

Por Anaid Ramírez

Publicado

Detalles del estreno

Fecha de estreno viernes 4 diciembre 2015
Duración 107 min.

Reparto y equipo

Director Saul Dibb
Reparto Margot Robbie
Ruth Wilson
Michelle Williams
Kristin Scott Thomas
LiveReviews|0
1 person listening