Llámame por tu nombre

Cine, Romance
5 de 5 estrellas
Llámame por tu nombre

.

Al escritor italiano Luca Guadagnino le gusta destacar su tierra natal como un lugar de autodescubrimiento de la sensualidad. Esto lo podemos descifrar gracias a sus dos recientes películas, el exquisito romance Milano I Am Love (2009) —una película que tiene el poder de hacerte empacar las maletas e irte al aeropuerto más cercano—, y el thriller A Bigger Splash (2015). Pero nunca antes había presentado algo como este nuevo drama Llámame por tu nombre, un remolino de libido y confusión adolescente. Ésta es una triunfante y desgarradora historia basada en la aclamada novela de André Aciman de 2007. Considerada parte de la tradición del noviazgo gay en pantalla grande, esta película toma lugar entre las grandes obras de todos los tiempos, como Brokeback Mountain, Carol y Moonlight. La intensidad emocional es asfixiante. Si alguna vez te atreviste a llegarle a alguien, te identificarás.

Esta película toma lugar en "alguna parte de Italia", pero en realidad está localizada en la cumbre de la civilización occidental, que si no lo sabías fue en el verano de 1983. En la villa de un amado profesor de antigüedades (Michael Stuhlbarg), una amorosa familia habla diferentes idiomas. Los platos de comida se comparten con una guarnición de debate intelectual y bromas cariñosas. Las chicas en vestidos de verano pedalean sus bicicletas alrededor del lago. La brillante canción pop de Psychedelic Furs, "Love My Way", hace vibrar las radios y las pistas de baile. Y las sesudas discusiones sobre historia del arte compiten por el tiempo con placeres tangibles (no sólo volleyball).

Aquí entra el pensativo Elio (Timothée Chalamet, sorteando la edad incómoda hábilmente), un chico de 17 años que se muestra como un pequeño príncipe en su encantador universo; es un prodigioso músico pegado a su walkman, del que transcribe melodías al piano. Elio ha pasado veranos tediosos en la villa por mucho tiempo, sólo que en esta ocasión queda pasmado por el magnetismo de Oliver (Armie Hammer), un chico bien formado, exhibicionista, egresado con sus pequeños shorts, quien fue invitado por su padre a pasar una temporada de investigación. Ambos jóvenes comparten la misma herencia judía: Oliver usa una Estrella de David en su cuello, mientras que en la familia de Elio son "judíos discretos", gracias a su mamá. Ambos comparten un baño que se siente como una barrera.

Guadagnino hace películas para adultos, en parte porque su trabajo se siente como un espacio cinematográfico vital e inmaduro, y aunque la situación se calienta con el sutil (pero mutuo) coqueteo, el director nunca se rebaja a una comedia pesada o demasiado directa. La presión se aliviana en una sola toma seductora en la plaza: la cámara gira alrededor de Elio, quien toma coraje aún sin sentirse seguro de su propósito, sus necesidades y su cuerpo, mientras Oliver se hace el que está fuera de alcance. Llámame por tu nombre es una película juguetona, que tiembla con un sentido de impermanencia; se desarrolla en las grises sombras del verano (el cinematógrafo  Sayombhu Mukdeeprom bendice la imagen con una atmósfera única), y el cariño entre ambos se vuelve más atrevido.

Es una película tan buena como debería, y probablmente sea mejor así. Pero Guadagnino tiene tantos sentimientos encontrados, que lo mejor es rastrearlos: el barboso y gentil Stuhlbarg da en el blanco con un monólogo de compasión paternal que convierte por completo la película en un repertorio de empatía. (Si tan sólo existieran estos papás). Mientras tanto, una cita en el ático entre dos hombres sin camisa y un melocotón maduro te dejarán sin aliento. Estamos hablando de dos extremos dramáticos que pocos directores sabrían cómo manejar, y mucho menos se atreverían a intentar. Pero de eso se encarga Guadagnino, igual que su compañero y sujeto de interés para un documental, Bernardo Bertolucci. Con un peculiar estilo y casual atracción por el dolor universal, Guadagnino muestra una verdadera sabiduría. Dulce y salada, esta película arde como una quemadura de sol.

Por Joshua Rothkopf

Publicado

Detalles del estreno

Fecha de estreno
viernes 2 febrero 2018
Duración
130 min.

Reparto y equipo

Director
Luca Guadagnino
Guionista
Luca Guadagnino, James Ivory, Walter Fasano
Reparto
Michael Stuhlbarg
Armie Hammer
Timothée Chalamet
LiveReviews|0
1 person listening