Tully: una parte de mí

Cine, Comedia
4 de 5 estrellas
Tully: una parte de mí

Time Out dice

4 de 5 estrellas

Cuando reúnes a Jason Reitman, Diablo Cody y Charlize Theron, sucede algo mágico. Como en Young Adult (2011), dirigida por Jason Reitman —una comedia mordaz protagonizada por Theron quien interpreta a una escritora fracasada—, la actriz regresa con Tully: una parte de mí, una película sobre la maternidad, en la que el característico sarcasmo de Cody se convirte en ansiedad, agotamiento y sabiduría.

Marlo —una Charlize Theron más cruda y divertida— es una mujer embarazada que vive en los suburbios, la cuál está cansada de atentender a sus dos pequeños hijos. Resignada, su humor violento la empapa como una botella de refresco y en vez de limpiar su camisa, se la quita. La llegada del bebé no ayuda, pero su rico hermano le regala los servicios de una "niñera nocturna", que aparece en la brillante forma de Tully de 26 años —Mackenzie Davis—, que es inquietantemente intuitiva para las necesidades de Marlo. “Tú eres el bebé", le dice Tully, llevándola a su primera noche de sueño en semanas.

Al apoyarse en las actuaciones, Jason Reitman desarrolla una relación más allá de la niñera y la dueña de la casa; se crea una fascinante amistad entre una mujer de la generación X y una millennial, lo que saca a relucir las similitudes y diferencias. Tully hace flotar la noción provocadora de que cada nacimiento tiene una muerte implícita: la del yo más joven y libre de espíritu de una mujer. El trío alquímico ha forjado algo de sutil importancia: una comedia sobre encontrar una forma adecuada de despedirse del pasado.

Detalles

Detalles del estreno

Fecha de estreno
jueves 10 mayo 2018
Duración
95 min.

Reparto y equipo

Director
Jason Reitman
Guionista
Diablo Cody
Reparto
Charlize Theron
Mackenzie Davis
Ron Livingston

Los usuarios dicen

LiveReviews|0
1 person listening