Artesanía española de vanguardia

Arte, Artesanías
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España)
1/7
Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España
 (Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España)
2/7
Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España
 (Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España)
3/7
Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España
 (Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España)
4/7
Foto: Mikel Blasco. Cortesía Centro Cultural de España
 (Foto: Eduardo Reyes)
5/7
Foto: Eduardo Reyes
 (Foto: Eduardo Reyes)
6/7
Foto: Eduardo Reyes
 (Foto: Eduardo Reyes)
7/7
Foto: Eduardo Reyes

Cuando escuchamos “artesanía”, pensamos en piezas de barro muy coloridas pintadas a mano, telas bordadas con flores, o juguetes de madera u hoja de palma hechos por campesinos en alguna zona rural. Difícilmente imaginamos que estos modos de producción tradicional pueden aprovechar, por ejemplo, lo mejor de la tecnología y el diseño, y que además puedan fabricarse en plena urbe.

Esto ya es una realidad y se le ha llamado artesanía contemporánea. Creaciones que retoman técnicas antiguas como la ebanistería o la cerámica, por ejemplo, y se fusionan con el diseño para conformar piezas estéticas que se adaptan a nuestro tiempo y nuestras necesidades.

A propósito, el Centro Cultural de España presenta la exposición Artesanía española de vanguardia. Curada por la periodista ibérica especializada en diseño, Tachy Mora, esta muestra surge de su libro homónimo publicado en 2011 en el que presenta a 22 profesionales de la artesanía española.

“Cuando planteamos el libro en 2009, el fenómeno de la artesanía contemporánea era algo incipiente, pero ya queríamos mostrarlo en un libro, el cual llegó en 2011. La exposición surgió dos años después en Madrid, y en el transcurso de ese tiempo la artesanía ha vivido un boom impresionante”, comenta la curadora.

Entre accesorios, textiles, joyería, decoración, iluminación, moda y calzado, la muestra se compone de 90 objetos pertenecientes a 24 artesanos profesionales. Tanto empresas consolidadas como Lladró (con más de 60 años fabricando piezas decorativas de porcelana), o diseñadores individuales como Marre Moerel (autodenominada “artesana industrial”, especializada en mobiliario en cerámica).

Aunque la artesanía de vanguardia es una práctica común en algunos países de Europa, en España la producción es relativamente joven; no obstante, esto no impide que actualmente sea extensa. Al respecto, Mora explica que la crisis ha potenciado la artesanía contemporánea, pues la gente empezó a buscar formas de emplearse y encontró en la autoproducción su método de vida.

Además, los artesanos “son creadores que han nacido en el mundo digital y hacen de su propia empresa algo mucho más potente de lo que pudo hacer una persona hace 60 años”, menciona Mora.

En general, se trata de una muestra que explica cómo, a pesar de las crisis, existen alternativas para emprender proyectos creativos redituables. Y considerando que México es un país rico en tradición artesanal, la exposición sirve como estímulo para replicar y explotar estos modos de producción contemporáneos.

Por Eduardo Reyes

Publicado

LiveReviews|0
1 person listening