0 Me encanta
Guárdalo

Carine Roitfeld: "Puedes ser feliz y estar desnuda”

La exeditora de Vogue Francia experta en romper las reglas nos habla de Kim Kardashian y el rostro cambiante de la moda

Foto: Time Out Londres

Carine Roitfeld asegura siempre ser "libre para hacer lo que siente", incluso dentro de los límites que impone la alta costura. Durante una década, Carine estuvo a cargo de Vogue en Francia, fue la musa de Tom Ford y Karl Lagerfeld, hasta que renunció a Condé Nast para crear su propia revista, CR Fashion Book. Durante el Fashion Week de Londres platicó con Time Out y, como siempre, tenía mucho que decir.

¿Qué tan diferente es asistir a eventos ahora que ya no eres editora de
Vogue?
Es totalmente diferente. Es como cruzar un océano. Ahora estoy sentada con los estadounidenses -con los franceses frente a mí. En cada Fashion Week, su posición es muy importante. La verdad es que todavía tengo un buen asiento, pero es distinto. Cuando estás dentro de Vogue te conviertes en alguien muy importante, te avientan flores, eres casi una reina. Cuando te vas, debes pagar un precio por tu libertad; ahora tengo menos gente para trabajar, menos lujos y debo hacer muchas cosas por mí misma.

¿Extrañas algo de lo que significaba pertenecer a algo tan importante?
El equipo. Ahora tenemos un equipo pequeño, tengo que llamar a los fotógrafos y maquillistas yo misma, aunque me doy cuenta de que es más rápido y mejor. Me encanta Vogue, pero en este nuevo proyecto puedo ser mi verdadero yo, más de lo que era antes. Con lo bueno y lo malo, es quien realmente soy. Incluso el color de mi pelo, que antes era más rubio, ahora ha vuelto a ser como era.

Se trata, definitivamente, de una revista de vanguardia...
He cambiado mucho. Antes la gente enloquecía cuando yo quería hacer algo "diferente" en Vogue. Pero ahora trabajo para mí, ya no lo hago para complacer a nadie más que a mí y a mi equipo. Hoy veo a mis anunciantes como socios. Cuando conocí a Monsieur Armani, me dijo que estaba muy contento porque veía que la gente creía en la revista. CR Fashion Book es un proyecto más arriesgado; aquí puedo mezclar a las grandes leyendas de la moda con los talentos emergentes.

En la edición actual podemos ver a un grupo mixto de personajes, que va desde el jugador de baloncesto Kris Benson hasta la estrella de la portada, Kim Kardashian. ¿Qué es lo que te atrae de la gente para trabajar con ellos?
Me gusta hacer que la gente interactúe. Invité a Riccardo (Tisci, director creativo de Givenchy) para que fuera el director de arte, le pedí a Karl (Lagerfeld) que fotografiara a Kim, a quien no había conocido antes, incluso convencí a Kris Benson para que fuera modelo. Me gusta hacer fotografías con gente realmente talentosa, así puedo ofrecer algo que jamás se haya visto.

Desde tu punto de vista, ¿cuál es el talento de Kim?
En primer lugar es hermosa, y en la moda ese es un gran talento. Además, es muy dulce y trabajadora. Y sí, también es muy controversial, como en su momento lo fue Marilyn Monroe; pero ese es el tipo de personas con las que me gusta trabajar. Espero que esta edición sea un buen recuerdo para ella y para su bebé.

¿Fue buena en el set?
Lo era. Fue muy valiente porque, para empezar, Karl Lagerfeld hizo las fotos, así que siempre terminábamos muy tarde, alrededor de las 2am, y aguantó a pesar de que estaba embarazada. Durante el shooting, Kim tenía a alguien para arreglarle el pelo y alguien más para el maquillaje, no utilizamos extensiones ni pestañas postizas, para ella debió haber sido como estar desnuda, pero aceptó todo. Lo mismo pasó con todo lo que le pusimos. Normalmente no creo que ella use ese tipo de ropa, nunca la he visto con un traje de Comme des Garçons o con una chaqueta de baloncesto, pero accedió a usarlo. Kim fue la modelo más accesible que hemos tenido; incluso cuando decidimos ponerle una máscara, no dijo nada.

Cuando comenzó la revista, se tuvo que buscar a nuevos fotógrafos y stylist, así como estrellas (Condé Nast se negó a trabajar con cualquiera que trabajara con Carine en CR Fashion Book). ¿Qué tan problemático fue?
¡Tuve que cambiar a toda mi familia! Aunque todavía tengo a Luigi (Murenu, estilista internacional). Hasta cierto punto, es genial porque constantemente uso los trucos que aprendí del oficio. Si no puedo tener a un fotógrafo, busco a su ayudante. Si me gusta el trabajo de un maquillista del que nadie sabe ni su nombre, yo trabajo con él. Las nuevas personas me llenan de energía.

Es muy común que se hable de la innovación de tu trabajo porque rompes las reglas. ¿Sientes que has roto algún tabú?
Sí, aunque es difícil. Por un lado puedes ver a Lady Gaga casi desnuda caminando en la calle, pero cuando haces una foto "arriesgada" tienes problemas por todo, te bombardean de comentarios. Las personas se asustan por todo. Hace 20 años era más fácil hacer un shooting que hoy, aunque ahora estar desnudo cruzando la calle es más fácil que hacer un desnudo para una revista hace 20 años. La realidad es que todavía no tenemos tanta libertad en la moda. Es muy impactante para mí porque siempre me sentí libre de hacer lo que siento, pero ahora me doy cuenta de que "no se puede hacer esto" o "esto está en contra de los animales" o "esto está en contra de los niños"... Básicamente tienes que volverte "vegetariano" o tendrás a PETA en tu contra. Por supuesto, es malo matar animales por su piel, así como no es bueno fumar cigarrillos. Lo entiendo perfectamente, pero también creo que, a veces, la reacción es muy grande.

Así que la publicación se ha vuelto más conservadora, pero ¿todo se vale en la calle?
Sí. Pero, por ejemplo, si le pones una mascada una modelo, en seguida la gente empieza a decir: "las mujeres musulmanas estarán detrás de ti". Pero yo pienso: "¿por qué? No es estar en contra de ellos, sino resaltar una estética". Las personas tienen mucho miedo a ofender a la gente. Yo he usado a modelos negras en la pasarela, porque creo que son hermosas, no porque que la gente haya dicho que es necesario utilizar mujeres negras. Lo hice hace 20 años, no es algo nuevo para mí. No me gusta que la gente me diga "ahora necesitas este tipo de personas" o "tus chicas no pueden ser demasiado jóvenes". Si Kate Moss no hubiera empezado a modelar cuando tenía 14 años, la Kate Moss que conocemos ahora no existiría. Eso era genial, pero ahora todo se trata de "ella es demasiado joven, demasiada vieja, es demasiado gorda, es demasiado flaca"... Existen demasiadas reglas.

¿Te preocupas por esas reglas?
Me preocupo por respetar a la gente. Si estoy trabajando con una chica muy joven, como de 16 años de edad, nunca le haría desnudos, porque no me gustaría ver fotos de mi hija desnuda a esa edad. Y, por supuesto, no me justificaría diciendo que son sexys.

¿Alguna vez mandaste la revista a imprenta sabiendo que la causaría una gran impresión en la gente?
No, aunque a veces las personas que trabajan conmigo dicen: "¡Carine, estás loca!". Pero, en realidad, sólo pienso en el contenido, en las fotos, no me gusta escuchar demasiado. Si lo haces, no serás capaz de crear. Pero, como digo, trato de respetar a las personas y no hacer cosas que no quiero que mis hijos hagan. Nunca he usado chicas demasiado delgadas porque no quiero que mi hija se convierta en anoréxica. Cuando hago desnudos, quiero que las modelos se sientan cómodas, felices y no forzadas. Quiero dar un mensaje positivo. Puedes ser feliz y estar desnuda. Todo puede ser divertido, pero tristemente no hay mucha gente con sentido del humor dentro del mundo de la moda.

Traducción: Daniel Herranz.

Comentarios

1 comments