0 Me encanta
Guárdalo

Síndrome de furia perruna

Más que ser gruñón y desobediente, tu perro podría tener un problema serio

Foto: Cortesía Carolina Corona

Es común que las mascotas de la CDMX vivan estresadas debido al ruido y ajetreo que se vive diariamente. Sin embargo, no es nada común que tu perro ataque a otros caninos sin motivo aparente.

El síndrome de la furia es un trastorno que puede tener una causa fisiológica, a pesar de que la mayoría de las veces es atribuido al mal comportamiento. Este padecimiento podría llegar a ser muy peligroso para tu cachorro y para ti.

Los perros afectados por este síndrome muestran un comportamiento normal la mayoría del tiempo, pero de una forma drástica cambian de carácter. Como una especie de dr. Jekyll y el sr. Hyde canino, los perros sufren episodios cortos pero extremadamente violentos, en los que atacan y muerden lo que esté más cerca, incluyendo a sus dueños.

Estos ataques de furia son un símil humano a los episodios de epilepsia, así que después de sufrir uno, tu perro puede estar muy triste, abatido y exhausto. Algunas personas creen que la mejor opción para combatir este síndrome en los perros es la eutanasia; sin embargo, existen tratamientos que han tenido excelentes resultados con la administración de antiepilépticos, anticonvulsionantes y ansiolíticos.

Si tu mascota presenta alguno de estos síntomas, no tires la toalla, puedes acudir a los hospitales veterinarios especializados, como el Banfield Pet Hospital de Ciudad Universitaria, o el Centro Veterinario México, ellos te orientarán sobre el tratamiento específico que tu mascota debe seguir.

Comentarios

0 comments