0 Me encanta
Guárdalo

Entrevista con The Maccabees

El vocalista Orlando Weeks nos platica de sus arriesgadas experiencias en festivales

Cuando The Maccabees regresaron con su tercer álbum, Given to the Wild, en enero de este año, cimentaron su reputación como una de las bandas más amadas de Inglaterra. Sus composiciones de indie-pop balancean melodías ascendentes con grooves centelleantes pero firmes. La banda encabezó el escenario NME/Radio 1 en los festivales de Reading y Leeds, así como en T in The Park, Benicassim y Optimus Alive, por mencionar algunos. Después de ocho años de carrera, lógicamente conocen un par de cosas sobre los festivales.

Ustedes deben ver mucho a las mismas bandas en el circuito de festivales cada año. ¿Es como un gran viaje a un campamento de verano?
Es lo mejor al respecto. Estás en el backstage con bandas a las que no puedes esperar por ver tocar y es una experiencia en la que se crean lazos.

¿Alguna vez han sufrido algún desastre en un festival?
Recuerdo que Rob [Dylan Thomas, exbaterista] una vez se perdió en Leeds y no podíamos esperar más, así que tuvimos que manejar a Reading sin él. Teníamos cinco minutos para subir al escenario. En alguna ocasión anterior, Rob se había roto la muñeca y un amigo se aprendió seis canciones para sustituirlo en un show. Este amigo estaba ahí y fue como "Ok, es nuestro mayor concierto de la vida (6 mil personas)" Y en eso Rob apareció. ¡Fue horrible!

Otra experiencia similar fue cuando hace dos años en Reading, Sam [Doyle, baterista] y yo perdimos el autobús. Fue la única vez en mi vida que me subí a un taxi y dije "¡alcance ese autobús!". Fuimos veinte minutos por la autopista pero nadie contestaba el teléfono del autobús, eventualmente tuvimos que hacerlos parar para que pudiéramos subir.

¿Cuál es la cosa más extraña que han visto en un festival?
Tocamos en el de Hove, en Noruega y fui a ver Lamb Of God al atardecer pero había luz de día y nada funcionó. Se suponía que sería ya de noche, pero no se ocultaba el sol. La combinación entre los educados "gracias" entre canciones y esos gritos bajo el rayo del sol fue muy gracioso.

¿Han hecho crowd-surfing?
Yo nunca, pero el mejor que he visto fue cuando se presentó Snoop Dogg en Lowlands y un árbol de marihuana surfeó hasta el escenario. ¡Un árbol! Todos esos puños golpeando al aire y de repente una gran calma mientas el árbol "flotaba" hacia el escenario.

 

¿Cuál ha sido su festival favorito a la fecha?
Siempre la he pasado bien en Bestival, ya sea que estemos tocando o que sólo vaya como asistente. Creo que es la mezcla perfecta, porque tienes suficientes cosas interesantes sucediendo y me pierdo al menos una vez en cada ocasión. Un festival sin perderse no es realmente un festival.

Comentarios

0 comments