Sr. Perro

0 Me encanta
Guárdalo
Sr. Perro
Foto: Gabriel Morales. Cortesía de la producción

Según Paul Auster, uno de los principales narradores norteamericanos, Tombuctú es el paraíso en el que, después de morir, hombres y mascotas podrán volver a encontrarse y reunirse eternamente. Tombuctú es el sitio al que Mr. Boones y su amo Willy aspiran a llegar. También es el nombre de la entrañable novela que propició esta adaptación teatral a cargo de Óscar Ángeles y que es dirigida por Gabriel Figueroa Pacheco, quien desde hace varios años es amo de un juguetón basset hound llamado Mateo.

Como si se tratara de Don Quijote y su Sancho Panza, el poeta urbano Willy y su mascota Mr. Boones recorren las calles. Al faltar el amo, el perro que lo ha acompañado desde siempre, deberá aprender a enfrentarse a una nueva realidad y abrirse paso dentro de un mundo regido por seres humanos. Sergio Ramos interpreta a Willy, mientras que el señor perro que se lanza a la travesía está asumido por Leonardo Ortizgris, uno de los más destacados actores de nuestro teatro, y el amo de dos imponentes perros: Morrón y Menta.

“Es una obra que habla sobre la dependencia y la amistad. Mr. Boones es un perro que busca continuamente con quién estar, a quién hacer compañía y no quiere estar solo”. De hecho, el actor considera que este montaje tocará la sensibilidad tanto de quienes tratan a sus animales en casa como si fuesen seres humanos, como de aquellos que conviven de forma natural con sus mascotas, y, por supuesto, de las personas que buscan estar siempre acompañadas por el miedo a la soledad.

El tener una relación estrecha con sus dos mascotas le ha permitido a Ortizgris nutrir a un conmovedor personaje que oscila entre un perro humanizado y un humano con rasgos perrunos en el mundo de seres humanos. Para el actor de obras como Salomé, Ricardo III y Hamlet, interpretar a un can le ha permitido observar y cuestionar más ampliamente la forma en que sucede la comunicación entre un perro y un individuo.

“Es un fenómeno muy particular, porque durante toda la obra el perro trata de comunicarse con el humano. Mr. Boones entiende lo que le dice el hombre, pero este no entiende lo que le dice el perro. Es el conflicto de la obra: cómo te digo las cosas sin que tú me comprendas y cómo tú me hablas y yo te entiendo, pero no lo sabes. Pero el espectador si ve una comunicación muy clara”, afirma el también dramaturgo y director de la obra ¿Cómo se llama?

Paula Comadurán, Carlos Rodríguez y Jimena Montes de Oca son los humanos que rodean a Willy y al fiel Mr. Boones. Gabriel Figueroa Pacheco (Nuevas directrices para los tiempos de paz, María Tina Modotti) es también el diseñador del espacio escénico, mientras que Ricardo Cortés es el encargado de musicalizar la travesía de amistad y vínculos irrompibles.

Puntualiza Ortizgris: “A mí me gustaría reflejar lo que significa para un humano convivir con su cachorro y lo que significa para un perro convivir con el hombre: es un encuentro sensacional. Una persona que lo vea desde otro planeta podría decir que es muy raro que estas dos especies convivan de esta manera tan particular”.

Por Enrique Saavedra

Publicado

LiveReviews|0
1 person listening