0 Me encanta
Guárdalo

Lo fundamental de Kurt Vonnegut

La editorial La Bestia Equilátera publicó cuatro obras fundamentales de uno de los autores de culto más importantes del siglo XX

Foto: Time Out México

Mundos caóticos, coincidencias descabelladas y lo fantástico en la vida cotidiana son algunas de las características de la escritura de Kurt Vonnegut. Considerado uno de los autores de culto de la literatura norteamericana del siglo XX.

Acompañados de portadas realizadas por el ilustrador argentino Liniers, la editorial argentina La Bestia Equilátera publicó cuatro de las grandes obras de quien en vida fuera admirador de Paul Klee and Georges Braque.

“Vonnegut se hace necesario porque, como muchos buenos escritores, escribía en una actualidad resbaladiza. Hay mucho de él que respondía, como querría Mailer, al ‘tiempo de su tiempo’, y mucho que precisa una retrospección hábil, oportuna, estratégica. A esta retrospección, que contempla el relevo generacional de lectores, dedicamos la puesta en circulación de un escritor que tanto sabe de tantos temas, entre ellos el buen humor y la libertad”, explican Diego D´Onofrio y Luis Chitarroni, editores de La Bestia Equilátera, sobre el por qué rescatar Desayuno de campeonesCuna de gatoPayasadas y, recientemente, Pájaro de celda.

Asimismo, consideraron que aunque Vonnegut es un escritor de culto para muchos, no se le ha dado la difusión que merece:

“Fue muy importante publicarlo para nosotros. La Bestia Equilátera se destaca por rescatar a escritores que fueron injustamente olvidados, aun siendo consagrados e incluso en su propia lengua, y dar a conocer el enorme valor literario que tienen. En el caso de Vonnegut, recuperar su obra nos ubicó en un lugar privilegiado en librerías y facilitó que el lector que no sabía nada de la editorial se animara a descubrir otros autores de nuestro catálogo como Chaze, Hayes, Baron, Markson, Bazlen, Maclaren-Ross o Lord Berners. La sorpresa y el encantamiento que eso produjo, sellaron la afinidad que une a la editorial con los lectores.”

Además del cuidado editorial de cada uno de estos títulos, destacan las portadas realizadas por el ilustrador y caricaturista Liniers.

La colaboración surgió casualmente. "Por Twitter, Liniers expresó su admiración por Vonnegut y el deseo de ‘tapear’ alguno de los libros del autor que estaban en su biblioteca. Por pura coincidencia, unos días atrás, la editorial había adquirido los derechos de Desayuno de campeones y de Cuna de gato. En seguida se produjo un divertido intercambio de mensajes por esta red social que concluyó con la propuesta de La Bestia Equilátera para que se encargara de hacer las portada. El resultado, sin dudas, está a la vista: las mejores tapas que un escritor como Vonnegut podría tener y un sello imborrable por partida doble para la editorial. Los lectores, encantados y agradecidos: cómo no contar con un libro que tiene esta explosiva combinación. ¿No es una invitación irresistible?”, dicen. 

Tan irresistible que los editores adelantaron que próximamente habrá dos títulos que se unirán a esta colección.

Obras de Kurt Vonnegut en La Bestia Equilatera:

Cuna de gato

Cuna de gato

No es ciencia ficción pero podría serlo, no es la realidad pero podría serla. Esta es una de las obras más celebradas de Vonnegut.

Cuna de gato. La Bestia Equilátera, 2012. 

Desayuno de campeones

Desayuno de campeones

Un grupo de personajes estrafalarios, todos con el mismo peso narrativo, convergen en una suerte de fábula o radiografía del siglo XX. Destacan las ilustraciones realizadas por el autor. 

Desayuno de campeones. La Bestia Equilátera, 2013.

Payasadas

Payasadas

La historia de dos hermanos idiotas que unen sus cerebros para convertirse en genios e inventar la fórmula que termine con la soledad del mundo.

Payasadas. La Bestia Equilátera, 2014. 

Advertising
Pájaro de celda

Pájaro de celda

Walter F. Starbuck -exconsejero de Nixon e implicado en el Watergate- es el protagonista de esta novela, cuya vida está unida a la de Estados Unidos. 

Pájaro de celda. La Bestia Equilátera, 2015. 

Comentarios

0 comments