Una red de líneas que se intersectan

Arte, Arte contemporáneo Gratis
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Cortesía ESPAC)
1/4
Foto: Cortesía ESPAC
 (Foto: Cortesía ESPAC)
2/4
Foto: Cortesía ESPAC
 (Foto: Cortesía ESPAC)
3/4
Foto: Cortesía ESPAC
 (Foto: Cortesía ESPAC)
4/4
Foto: Cortesía ESPAC

Una red de líneas que se intersectan no es una exposición cualquiera. Es un proyecto curatorial que crea diálogos entre obras que pertenecen a la colección ESPAC con piezas de artistas emergentes. El curador Esteban King, encargado del programa de nuevas propuestas de Espacio de Arte Contemporáneo, fue el encargado de estructurar esta peculiar exhibición: “la muestra trata de salirse un poco de las convenciones, tanto con el espacio, con el tipo de acomodo de las obras y los diálogos entre ellas. Nuestro programa se mueve en esa dirección, no sólo dar a conocer a artistas jóvenes sino también dar nuevas propuestas de cómo funciona una exhibición y qué se puede hacer en el campo expositivo”, señala King.

Tres ejes temáticos atraviesan la exposición: la reproducción y apropiación de imágenes, la percepción óptica y meta reflexiones sobre la misma exhibición. “Quería hacer algo más abierto y sin embargo, creo que debe haber ejes de lectura en las exposiciones. Ya que íbamos a utilizar piezas históricas de la colección, me pareció interesante trabajar con artistas que se refieren a ciertos momentos de la historia del arte, o que reciclan, reutilizan o resignifican esto y ver cómo ya no necesariamente hay una distinción tajante entre historia del arte y cultura de masas”, explica Esteban. En este aspecto destaca la pieza de Oscar Garduño titulada Artistas del siglo XX, que son muñecos de acción fabricados con resina de artistas como Vincent van Gogh y Andy Warhol.

“En la cuestión meta expositiva me interesó colocar piezas que hablarán de otras piezas. Como la de Cristian Camacho (Installation XIX) que en su maqueta pone obras que abordan el espacio literalmente arquitectónico, también con las piezas de Madeline Jimenez que están escondidas en diferentes lugares en el techo”.

En cuanto al eje de la percepción King seleccionó instalaciones, pintura y escultura. “Quería pensar en cómo los soportes, tanto analógicos como digitales, hacen que las piezas se vean de cierta manera y modifican la percepción óptica, metí piezas que realmente retaran la percepción y que dan a entender como no es algo natural. Por ejemplo, hay una pieza de Millree Hughes que es una impresión holográfica que cambia respecto al punto de vista desde que se mira. En este eje se ubican también las obras de Julia Carrillo que son una especie de caleidoscopio en los cuáles se ve la exposición completamente”, menciona el también investigador.

Decimos que es una exposición en movimiento porque tendrá intervenciones de los artistas Miguel Monroy y Daniela Bojórquez durante el mes de enero. “La idea de invitarlos a ellos con una carta blanca a que hagan lo que quieran, tal vez muevan unas piezas de lugar o intervengan físicamente el espacio. El juego es sobre como las exhibiciones pueden no ser algo estático,” finaliza King. Así que si visitas la muestra y ves que están modificando las piezas o intercambiando algunos cuadros no te alarmes, serás parte del experimento.

Por Alejandra Villegas

Publicado

LiveReviews|0
1 person listening