Cómo hacer una Stoner Movie

A propósito del estreno de 'Vicio propio', la adaptación fílmica de la novela de Thomas Pynchon, enlistamos los elementos para crear una auténtica película de pachecos
Foto: Time Out
Advertising
Camera

Agrega mucha marihuana

Por ejemplo, en Vicio propio, Joaquin Phoenix interpreta a Larry “Doc” Sportello, un detective privado buena onda que consume marihuana en altas cantidades, más o menos como James Franco en Pineapple Express (2008).

Camera

Contextualízala en los setenta

Tal como Dazed and Confused y Up in Smoke (1978), las primeras stoner movies. Esto no es fortuito, pues en esos años el uso de la marihuana (y todas las drogas) se volvió más frecuente.

Advertising
Camera

Consigue dos hombres que engañen a las autoridades

Tal como en Dude, Where’s My Car? (2000) y Fear and Loathing in Las Vegas (1998). Ambas tienen momentos que retratan autoridades y compañeros metiéndose en problemas que empeoran con las drogas.

<iframe width="660" height="370" src="https://www.youtube.com/embed/I4kLAn7FQu0" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Camera

Añade risas en momentos incómodos

En situaciones difíciles de Vicio propio, aparecen entornos con momentos sexuales bizarros, actitudes incómodas (como hurgarse la nariz), personajes que tiran puertas sin motivo alguno, gritos, caídas y peleas.

Advertising
Camera

No olvides los munchies

Tan sólo recuerda la historia de Harold & Kumar Go to White Castle (2004) que gira alrededor de dos personajes que quieren llegar a un restaurante de comida rápida después de fumar marihuana. Vicio propio lo lleva más allá: el munchies es un personaje más.

<iframe width="660" height="370" src="https://www.youtube.com/embed/TlK-NMNGF1Y" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Lee nuestra reseña

Cine, Drama

Vicio propio

Desde Boogie Nights, el indomable Paul Thomas Anderson (There Will Be Blood, The Master) nos emociona con su manía enfocada a presentar personajes con personalidades extrañas e hipnóticas.

Time Out dice
Advertising
Esta página ha migrado a nuestro nuevo diseño de modo automático. Si ves algo que te parece raro, avísanos a feedback@timeout.com