Tim Federle productor de High School Musical: el musical. La serie
Foto: Cortesía IMDB/ © Justin Patterson Photography LLC

Tim Federle nos cuenta sobre High School Musical: el musical. La serie, de Disney+

Platicamos con el creador y productor ejecutivo sobre la adaptación de esta saga a la pantalla chica

Stivi de Tivi
Escrito por
Stivi de Tivi
Publicidad

¿Están listos para regresar al East High School? En 2006, Disney Channel estrenó un película musical llamada High School Musical que se convirtió en el fenómeno televisivo más popular de ese año, obteniendo dos secuelas (la tercera estrenó en cine) y logró que Zac Efron se hiciera una figura rentable en Hollywood.

Con la llegada de Disney+ a Latinoamérica veremos High School Musical: el musical. La serie, que nos lleva a la misma escuela que vimos en las películas, pero ahora con un aire totalmente moderno. Platicmos con el creador y productor ejecutivo de este show, Tim Federle, sobre la adaptación y las nuevas generaciones de adolescentes.

¿Cuál es el link que une a las películas con esta serie?
High School Musical: el musical. La serie es un tributo a las películas originales que impactaron tanto a una generación, por lo que filmamos en Salt Lake City, Utah, en el mismo lugar donde se hicieron las películas. La historia es sobre cómo un grupo de estudiantes montan una obra musical escolar. Es muy divertido porque te toca escuchar esas grandes canciones como “Stick to The Status Quo” o “Breaking Free”, pero también tenemos música nueva y diferentes historias que se adaptan a las nuevas audiencias.

Las películas se estrenaron hace más 10 años y le hablaron una generación en específico, ¿cómo pretenden conquistar a los adolescentes actuales y a la vez respetar la esencia original?
Es chistoso porque pienso que, en este momento, en el mundo existe una gran necesidad de conectar con las personas y a la vez nos sentimos muy desconectados, por lo que la historia de jóvenes estudiantes es universal sin importar en qué parte del mundo vivas. Es siempre sobre encontrar tu identidad y buscar diferentes identidades, hasta tienes que aprender con quien te vas a sentar en la cafetería y con quienes no. Es un microcosmo del mundo entero, por lo tanto, es la manera en el que show resuena con el mundo de ahora; además de agregar cosas actuales como redes sociales y su obsesión, pero también temas importantes como la protagonista del show, que tiene a dos mamás o varios personajes de la serie son gays. Todo eso lo manejamos de una manera real sin causar mucha conmoción para hacer entender que de esta manera vivimos ahora, 10 años después, pero de la misma forma reconocemos que si hablamos de ciertos temas que nunca pasaran de moda como: pertenecer o encontrar tu tribu. Crecí siendo un niño que amaba los musicales, era torpe y nada popular. Siempre me elegían al final en clase de educación física, pero conocí a otros niños como yo en cursos extracurriculares que veían el mundo de la misma manera que yo y nos gustaba cantar y bailar.  Yo sé que eso no suena cool, pero estar todos juntos nos hacía sentirnos cool.

¿Por qué la decisión de usar el formato de falso documental para la serie?
Lo escogimos para homenajear grandes series cómicas como The Office y Parks & Recreations, además porque nos permite romper la cuarta pared para comunicarnos con la audiencia y contar sus sentimientos. La escuela nos hace poner una cara ante todos, pero por dentro tienes miles de sentimientos distintos. También queríamos que se sintiera que aunque pertenece a ese universo de las películas tuviera su propio estilo.

¿Cuál era tu show favorito cuando eras adolescente?
Había una gran show cuando estaba creciendo, en los noventa, que se llamó Dawson’s Creek. Estaba obsesionado con ese programa, hicieron un gran trabajo a la hora de presentar cuando te enamoras de tu mejor amiga y no sabes en qué adulto te estas convirtiendo y todo se siente muy dramático cuando eres chico. Esa serie fue una gran influencia para mí. También películas musicales como Singing in the Rain o Little Shop of Horrors.

Hablando justo de esa serie, es importante decir que ella presento el primer beso gay en la historia de televisión norteamericana y fue un gran escándalo. ¿Cuánto crees que hemos avanzado de ese beso a una serie como la tuya?
Mucho y me siento orgulloso de eso y afortunado. Por ejemplo, tenemos a un actor llamado Frankie Rodriguez, sus papás son mexicanos y él creció obsesionado con High School Musical, Beyonce y Drag Race. Siempre estuvo abierto a quien era. Recientemente me contó que le encantó interpretar a Carlos por darle vida a un personaje que él no pudo ver mientras estaba creciendo en la televisión, sobre todo en un show de Disney. No estoy haciendo nada arriesgado, solo quiero mostrar la manera en la que el mundo realmente es y me siento afortunado de que hemos podido hacerlo. En el quinto episodio tenemos un hermoso momento en el que hacemos un baile de bienvenida para Carlos y realmente habla de lo lejos que hemos llegado como cultura.

¿Qué le dirías a los jóvenes estudiantes que por la pandemia no pueden ir a la escuela en este momento y al ver la serie sientan nostalgia del rollo escolar?
Es interesante. Aunque si te soy honesto, a mí me hubiera encantado ir a la escuela de manera virtual porque no me gustaba ir a la escuela en la vida real. Solo quería bailar y cantar, pero bueno sé que no todos piensan como yo y que la están pasando mal. Para aquellos que necesitan de un escape, este show les enseñará que no todos los días son perfectos y no siempre te toca que la persona que te gusta le gustes o que te toque el papel que querías o vivir en pandemia. Aquí entendemos eso y sabemos que de joven cada momento debe de sentirse como un gran momento por lo que nos esforzamos en llevar esa realidad y aunque no todos siempre se pueden llevar bien al final en el teatro juntos salen todos a dar gracias y eso es lo que queremos.

High School Musical: el musical. La serie Disney+. Estreno: Cada viernes.

Recomendado
    También te puede gustar
      Publicidad