0 Me encanta
Guárdalo

Top: Vampiros en el cine

Los chupasangre más famosos (y ridículos) del cine

Foto: Cortesía Corazón Films
Sólo los amantes sobreviven

El mes del terror llegó al cine con el estreno de Drácula, la historia jamás contada. Pretexto perfecto para hacer un recuento de los vampiros más famosos (y ridículos) del cine.

Bela Lugosi

Bela Lugosi

El amor y señor de los vampiros. Su presencia, acento europeo y elegancia para destruir almas humanas, lo convirtieron en la primera estrella de terror. Nadie iguala su personalidad.

Max Schreck

Max Schreck

Él transformó a un ser mítico de la literatura en una pesadilla de carne y hueso. Mucho se dijo sobre Schreck y su existencia sobrenatural, una idea alimentada por el filme. Sin duda, fue el Conde más tétrico y orginal.

Christopher Lee

Christopher Lee

Con mirada penetrante y una voz profunda, se convirtió en un Drácula profundamente sexual. Mitad seductor, mitad inmortal.

Advertising
Gary Oldman

Gary Oldman

Cambió la concepción del vampiro. Hizo a un lado la fisonomía decrépita y los transformó en un romántico antropófago.

Blácula

Blácula

Un expríncipe africano es convertido en vampiro por el mismo conde Drácula. Dos siglos después, despierta en Los Ángeles, donde se convierte en un rey del funk sediento de hippies.

Barnabas Collins

Barnabas Collins

Este vampiro cayó en un letargo que duró de 1776 a 1972 y ni siquiera Johnny Depp logró darle vida –ni gracia– a la versión dirigida por Tim Burton de Sombras Tenebrosas.

Advertising
Adam

Adam

En Only Lovers Left Alive, Jim Jarmusch demostró que los vampiros son los seres más cultos de la Tierra. Claro, con más de 100 años de vida conocen a todos los autores de la historia. Esos sí son hipsters.

Edward Cullen

Edward Cullen

Tiene varias décadas cumpliendo 17 años. Brilla con la luaz, bebe sangre de animales y tiene la valentía de una mariposa. Sucumbe por las cuatro horas que pasa frente a un espejo (que sí refleja su imagen) arreglando su peinado.

Comentarios

0 comments