Marcello Lara (Exgerente de Reactor)
Exgerente de Reactor<p>"Hicimos un discurso que embon&oacute; bien dentro de los conceptos de la radio p&uacute;blica. Tratamos de que todo fuera lo m&aacute;s claro y transparente posible", apunta Marcello Lara, quien fungi&oacute; como gerente de la estaci&oacute;n durante nueve a&ntilde;os.<br /><br />Su llegada -al igual que la de Rulo- levant&oacute; &aacute;mpula. Sin embargo, el crecimiento de la estaci&oacute;n habl&oacute; por s&iacute; mismo.</p> <p>"Nuestro objetivo principal fue lograr una inclusi&oacute;n real. Eliminamos las pr&aacute;cticas que segmentaban tanto la m&uacute;sica, como el lenguaje y por lo tanto, al radioescucha. Adoptamos el discurso del no discurso".<br /><br />Esta estrategia se ejecut&oacute; y en cuatro a&ntilde;os, Reactor pas&oacute; de ser la estaci&oacute;n n&uacute;mero 20 a la 10 dentro del rating radiof&oacute;nico del DF.<br /><br />"Al poco tiempo llegamos a todos los niveles socioecon&oacute;micos. Reactor se convirti&oacute; en una estaci&oacute;n para j&oacute;venes. Ese fue el gran triunfo. Le llegamos al p&uacute;blico que le quer&iacute;amos llegar."<br /><br />A partir de esta popularidad, 105.7 FM dedic&oacute; gran parte de sus esfuerzos a la difusi&oacute;n cultural y la discusi&oacute;n de temas de inter&eacute;s social. Iniciativas como los maratones de Lectura en Voz Alta, o aquella fulminante protesta contra la reforma de medios de 2006 en la que durante 24 horas son&oacute; "Rev&eacute;s", de Caf&eacute; Tacvba, hicieron que el 'no discurso' de la estaci&oacute;n, se convirtiera en un manifiesto real. As&iacute;, la radio p&uacute;blica alz&oacute; la voz de nuevo.</p>

Préndele al Reactor

La estación que marcó a toda una generación cumple 10 años de vida

Publicidad
Quizá sin estar consciente de ello, Raúl David Vázquez, "Rulo", protagonizó uno de los momentos más importantes en la historia de la radio. El 12 de noviembre de 2004, presentó "Dale al chaval" -tema que se desprende de un compilado de canciones de los Ramones traducidas al español- de Ramomex.

Esta elección no fue fortuita. Rulo sabía que la crítica estaba en su contra. Lo acusaban de malinchista y lo creían incapaz de programar rock en español. Con esta rola desmintió a sus detractores e inició oficialmente las transmisiones de Reactor 105.7, una estación de radio que conquistó los oídos de toda una generación, a pesar de las trabas monetarias, las presiones comerciales y los trámites burocráticos. Este proyecto surgió a raíz de la desaparición de Órbita y Radioactivo.

Ambas estaciones -enfocadas al rock y sus distintas vertientes- unieron fuerzas para crear un nuevo espacio en el que tuvieran lugar todas las alternativas. A este sitio lo llamaron Reactor.
Recomendado
    También te puede gustar
      Publicidad