Róisín Murphy por primera vez en México
Foto: Cortesía Róisín Murphy

“México es mi casa espiritual”, Róisín Murphy

La cantante irlandesa llega por primera vez a México para presentarse en el Tecate Emblema, además de un show en solitario en el Teatro Metropólitan. Platicamos con ella

Escrito por Antonio Ponce
Publicidad

Cuando menos lo esperábamos, Róisín Murphy se anunció como parte del cartel del Corona Capital Guadalajara que se llevará a cabo el 20 y 21 de mayo. Todos los citadinos pensamos en viajar para ver a este icono de Reino Unido pero la vida nos sonrió y se anunció como parte del Tecate Emblema —el 13 y 14 de mayo—, y por si fuera poco, nos dará un show en solitario el lunes 15 de mayo en el Teatro Metropólitan. 

A propósito de esto, platicamos con ella para saber más sobre su primera visita a México,

Vienes por primera vez a México, ¿cómo te sientes?
Estoy muy feliz. Nunca he ido pero México es mi casa espiritual.

¿Cuéntanos por qué es tu casa espiritual?
Porque escuché que son geniales, que son un público fantástico, así que no espero nada desagradable. También por la arquitectura, los olores, la comida, la música. Tal vez no vea mucho pero trataré de hacerlo. Me encanta mucho salir a caminar por las ciudades.

Te presentarás en dos festivales y darás un show en solitario; pero estás trabajando en tu nuevo disco. ¿Qué podemos esperar de estos shows?
Habrá canciones nuevas. En los festivales será como 45 minutos o una hora. Será corto en términos de lo que podemos tocar, así que debemos ser cuidadosos al hacer el setlist. Sobre el show en solitario, será completo; verán toda la forma, el alma, el concepto y más canciones, además de que nosotros controlamos el ambiente. Aunque somos un buen grupo para festivales, también. 

Qué tanto del nuevo álbum escucharemos, porque justo no pudimos disfrutar del tour de Róisín Machine.
Será un mix. Apenas tengo un sencillo fuera y espero cinco más que sacaremos de ahora hasta el otoño.Tal vez tocaremos más del nuevo disco más adelante.

¿Seremos los primeros en escuchar tus nuevas canciones?
No realmente, porque tengo un show en Manchester y otro en Londres… pero es un show nuevo, con nuevos miembros, con canciones de Róisín Machine, canciones del pasado, muchos hits pero de diferente manera. Será un buen viaje a través de todo el catálogo. 

¿Cómo conceptualizar tu música con tus vestuarios? Eres famosa por estar literalmente “A la moda”, en cuanto a tendencias.
No sé cómo lo hago. Estoy ahora en el hotel, en Manchester, y hay miles de cosas por doquier. Ordené cosas de todo lados, ¡hasta de Australia! La cuestión no es cuánto de esto voy a vestir, más bienes es ¿cómo lo haré? Es muy complicado. Tienes que pensar en los huecos entre canciones para poder cambiarte; para hacer un poco de coreografía y conocer el set list muy bien, pero usualmente solo sucede. Trato de modular el trabajo, los objetos, y de alguna manera funcionan y crean diferentes emociones. Visto algo y un par de canciones, después visto otro atuendo diferente, porque las canciones cambian, las luces cambian y trato de moldearme a esto. No respeto la ropa, la trató muy mal en el escenario. Siempre he pensado que ellas hacen el trabajo por mí; yo las visto, ellas no me visten.

Presentaste “CooCool” junto a DJ Koze. ¿Qué nos puedes contar sobre el nuevo disco?
Cuando trabajo con alguien, confío en ellos pero no significa que creo en ellos. Hice todo el nuevo álbum con DJ Koze. Róisín Machine fue hecho por Richard Barrat, que es un genio, pero desde el principio acordamos la agenda y nos apegamos a ella. Es muy difícil, toma un poco de visión; “sé a lo que quiero que suene”, mientras que en la otra mano, cuando trabajamos con DJ Koze, no sabíamos a dónde íbamos, cualquier cosa podría pasar y las canciones comenzaron a salir cosas de un lado del espectro, y otras del lado opuesto. Él comienza a sacar cosas y a explorar hasta que le guste. Así que no teníamos un plan y usualmente trabajando separados, remotamente, los últimos seis-siete años. Pieza por pieza, latido por latino. Ahora está trabajando en ello para que suene bien. Pero hay mucha alegría en este disco, y es agradable. Tiene su complejidad, sus momentos y mucha alma, pero sé que es el disco más alegre que he hecho.

Desde tus días con Moloko hasta hoy, ¿Cómo ha sido tu experiencia en la música?¿ Qué has aprendido?
Es más lo mismo que lo diferente. Sobre todo de mi y de cómo hago las cosas, ya sabes. Me da miedo ir a lugares extraños o pensar en “cómo le va a gustar a la gente esto” incluso antes de hacerlo. No es Moloko, más bien es como la música es una extensión de la loca vida que estoy viviendo y de la gente que conozco en el trayecto en el que voy. No hago una lista de miles de productores con los que quiero trabajar, no es mi mundo, es más trabajar con gente que ya está en mi vida como Richard Barrat, que ya conocía mucho antes de hacer Róisín Machine. Nada ha sido planeado, todo ha sido muy sencillo, cuando voy por ello, cuando lo hago con honestidad. ¿Qué ha cambiado? He aprendido mucho en el estudio cada vez que estoy con un nuevo visionario, un nuevo productor. Siempre siento que sé hacer música, pero no lo sé, siempre me sorprendo de lo que pasa. He tenido tanta suerte de tener tantos maestros. 

Eres muy activa en redes sociales, ¿crees que los artistas están obligados a estar en redes sociales para estar vigentes?
Claro que muchos de ellos no pueden lidiar con las redes y lo entiendo, pero para mi es algo que me gusta, es como un stetch book donde planeo ideas de como me visto, experimento con fotos y platico con la gente. Creo que lo uso de buena manera, en especial durante la cuarentena, fue un buen canal para dar shows, para que la gente disfrutara y pudiera comunicarme desde la sala de mi casa. En las redes sociales la gente puede verme a los ojos, verme de cerca a diferencia de otros shows.

Recomendado
    También te puede gustar
    También te puede gustar
    Publicidad