Cáñamo, la primera revista dedicada a la cultura del cannabis

El editor de temas de política en Cáñamo, Leopoldo Rivera, nos platica sobre los retos y dificultades a los que se ha enfrentado la publicación

Leopoldo Rivera, editor de la sección política de la revista Cáñamo
Foto: Alejandra Carbajal
Por Gil Camargo |
Advertising

En 1997 nació en España la revista Cáñamo, una publicación cultural dedicada a el cannabis. Para 2005 llegó a Chile y México la recibió en 2015. A diferencia de lo que se cree, esta revista está dedicada a informar todos los aspectos de la mariguana y nunca a incitar su consumo.

Para que nos contara más sobre los retos de ser una publicación enfocada a una sustancia ilegal en nuestros país, platicamos con Leopoldo Rivera, activista y responsable de la parte política de Cáñamo desde hace cuatro años.

¿Por qué crees que es necesaria una publicación sobre el cannabis?
Nosotros como movimiento siempre hemos buscado que haya información para desmitificar el consumo, tanto mitos a favor como en contra. Nos ha interesado que haya información, independientemente de la lucha por la legalización, ya que legal o no, debe haber. Cuando hay problemas con las drogas es por la falta de información y muchos de estos son prejuicios que terminan en la criminalización de los usuarios.

Cáñamo llegó a México en 2015. Ante la mariguana, ambos contextos son diferentes. ¿A qué retos legales se enfrentaron para publicar?
Pudimos salir gracias a la Asociación de la Cañamería Global, que es la que tiene la reserva de derechos para utilizar el título de Cáñamo. A partir de ahí hicimos todos los trámites que una publicación editorial requiere México ante la secretaría de gobernación para tener el certificado de licitud de contenido y título, mismo que nos negaron porque la Comisión Calificadora consideró que nuestra publicación debería ser prohibida e impedirse su circulación. Ante ello, lo que hicimos fue ampararnos, aunque nos lo dieron por la parcialidad por la que está integrada la Comisión Calificadora porque la Cámara Nacional de la Industria Editorial que podría tener un interés en las publicaciones, por esto se nos otorgó el amparo, pero nosotros vamos a apelar porque creemos que debería ser por atentar contra nuestra libertad de expresión. Ese fue el único percance que hemos tenido.

Foto: Alejandra Carbajal / Time Out México

Ya que se habla de una sustancia ilegal, ¿cómo es la curaduría de contenidos? ¿Han tenido problemas con los proyectos de los que hablan?
Más allá de tener temor, hay mucha gente que desea aparecer en nuestra revista, ya que informamos de un aspecto de la realidad que no había salido a la luz.

¿Cómo está conformada Cáñamo?
El consejo editorial está a cargo de Carlos Martínez Rentería, Julio Simil y por mi. Yo me encargo de la parte política, Carlos de la cultural y Julio de lo comercial. Nosotros generamos contenidos a partir de solicitudes a colaboradores dependiendo de los temas que queramos cubrir. Todos los contenidos se mandan a España y se diseñan allá. Parte del contenido es español porque ellos tienen experiencia en temas como el cultivo.

La legalización de la marihuana es un tema que está sobre la mesa. En poco tiempo tendremos una resolución. ¿A qué retos se enfrentarán los citadinos?
Informarse. Tenemos que saber en qué punto está la regulación porque parece que la gente cree que ya es legal y no lo es. No ha cambiado nada para su uso recreativo ni tampoco medicinal. Se acaban de revocar los lineamientos de la Cofepris; entonces, informarse. Sigue siendo delito cultivar, una falta administrativa consumir en las calles, es ilegal portarla o comprar, entonces que estén al tanto, porque debemos prepararnos para presionar para que se regule. Su prohibición no ha cambiado nada, solo ha fortalecido una mafia que es poderosa económicamente.

Recomendado: 10 beneficios de la legalización de la marihuana para México.

Advertising