Cielo Tinto

Restaurantes, Mexicana
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
 (Foto: Bernardo Robredo)
1/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
2/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
3/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
4/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
5/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
6/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
7/8
Foto: Bernardo Robredo
 (Foto: Bernardo Robredo)
8/8
Foto: Bernardo Robredo

Este restaurante se ubica en una casona con un patio central. El espacio está completamente renovado, aunque conserva los toques de antaño que le facilitan elegancia y aires eclécticos para que una familia festeje una cena de lujo, una pareja pase un momento romántico y grácil, o se reúnan por la tarde un grupo de ejecutivos a discutir negocios.

Llegas a un elegantísimo recibidor con una pintura del estado de San Luis Potosí mostrando sus encantos por latitudes. Antes de pasar al patio central te topas de frente con una vitrina que contiene una enorme pierna de jamón serrano lista para ser cortada. Aquí hay sillas de madera, sombrillas color crema y manteles blancos, al centro una fuente le da sonido y movimiento al espacio mientras cae el agua. Tomar un lugar aquí es más agradable por la ventilación e iluminación, pero si prefieres también hay lugares adentro del edificio. El lugar se divierte con una elegancia que no distrae y tiene personalidad propia. 

El menú es de cocina mexicana, dan muestra clara de los sabores regionales y de las delicias de otras partes del país. Hay tacos de lechón jugoso –recomendación de la casa–, cochinita pibil, chalupas, mariscos y carnes a la parrilla. También hay sorpresas de la casa como una pechuga rellena de camarón en salsa de mango y chile de árbol, o enchiladas de salmón con nopal y papa.

De las entradas probamos un queso fundido con chistorra, lo sirven con tortillas de harina estilo norteño, luego una crujiente tostada de atún fresco con aderezo de chipotle. Al centro de la mesa tienes tres salsas, la verde es fresca y de las rojas una es frita.

Para el plato fuerte tienen dos especialidades que nos llamaron la atención. La primera es la tampiqueña cielo tinto, la enorme y clásica sábana de res con un grosor que le permite ser disfrutado a término medio, un buen desempeño de la cocina al servirlo así; lo acompañan un par de enchiladas potosinas –de tortillas adobadas y crujientes–, unos frijoles refritos y guacamole recién hecho. La otra especialidad es un chile relleno hojaldrado, un sí rotundo del menú, pues el crujiente hojaldre en el exterior del chile poblano esconde un relleno de jaiba jugoso, guisado suavemente. Lo escoltan unos frijoles refritos, que cumplen casi la función de una salsa que humedece ligeramente el hojaldre horneado. Después de probar estos platillos, sin miedo nos aventuraríamos a prestarles otra visita.

Cielo Tinto es un gran rincón gastronómico de San Luis Potosí, lo respalda el conocimiento de la cocina de México sin valerse únicamente de unas instalaciones bonitas. 

Por Bernardo Robredo

Publicado

Nombre del lugar Cielo Tinto
Contacto
Dirección Venustiano Carranza 700
Centro
San Luis Potosí
78239
Horas de apertura Lun-dom 8am-11pm
Precio Consumo promedio por persona $500

You may be interested in:

LiveReviews|0
2 people listening