Supra

Restaurantes, Fusión Roma
3 de 5 estrellas
 (Foto: Alejandra Carbajal)
1/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
2/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
3/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
4/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
5/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
6/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
7/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
8/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
9/10
Foto: Alejandra Carbajal
 (Foto: Alejandra Carbajal)
10/10
Foto: Alejandra Carbajal

Time Out dice

3 de 5 estrellas

Josefina Santacruz regresa con cocina del Medio Oriente a una de las terrazas en la Roma más sensoriales: Supra.

Es más sencillo decir “una nueva apertura en la Roma”, que explicar el concepto de Supra. No hay que bajonearse por la complejidad de esta propuesta, todo lo contrario: merece explorarse con la misma curiosidad y energía con la que la chef detrás de este restaurante trajo los platillos. La chef Josefina Santacruz vuelve al corazón de la ciudad, santo remedio de cuando la extrañábamos ante las puertas cerradas de Paprika y Sésame.

Aromas, texturas y colores de la cocina de México y Medio Oriente se reúnen bajo el techo abierto de este restaurante-terraza. Hay un hechizo en la profunda oscuridad de la recepción, mientras en el interior resalta el mobiliario en colores terrosos con cojines bordados y sillas tipo Acapulco, una esencia selvática gracias a las plantas y el repique minimalista con un mural a la entrada de la artista visual Sara Nory.

Los elementos consentidos de Josefina se hacen presentes. Lo notamos en la sencilla pero ganadora entrada de almendras y nueces pecanas con especias marroquíes, entonadas en una ideal fusión caramelizada con picor apimentado, encanelado y jengibroso.

La crema muhammara es un traslado a las raíces de la ciudad de Alepo, preparada con pimientos, nueces y pekmez (jarabe de zumo de fruta); cuando se termine el pan pita para untarlo, acude a las cucharadas. De un bocado, la tártara de salmón (curado en casa) ofrece tonos frescos de menta con jícama y la mágica poción de un aceite con chile y limón.

El kataifi aparece en el repertorio tradicional de postres turcos, es una pasta conocida como “trigo rallado”; pero en Supra lo usaron para envolver artesanalmente un camarón, la proteína es tierna y el exterior crujiente, totalmente libre de toques aceitosos que estorben. Las samosas llegaron de Pakistán y del Tíbet para poner una sonrisa de satisfacción con su suave relleno de papas al curry: son un tipo de empanadas triangulares que merecen bañarse con el chutney de cilantro y menta que lo acompaña.

Coctelería, vista 360 grados de la ciudad y experimentación en cocina. Supra es uno de los estrenos más seductores del año. El reto es hacer reservación y una vez descubierto el secreto, no querrás salir.

Por Regina Barberena

Publicado

Detalles

Dirección Álvaro Obregón 151
Roma
Ciudad de México
06700
Transporte Metrobús Álvaro Obregón
Precio Consumo promedio por persona $350
Contacto
Horas de apertura Mié-vie 6pm-2am, sáb 3pm-2am, dom 3-9pm

Los usuarios dicen

0 comments