0 Me encanta
Guárdalo

Entrevista con Joseph Hemsani

El director de Mientras el lobo no está nos platica sobre el proceso creativo de este estreno mexicano que ha sorprendido en taquilla.

Icunacury Acosta

Joven, delgado y con un tono sobrio y familiar es como Joseph Hemsani nos recibió para hablar sobre Mientras el lobo no está, su primer largometraje, un thriller del cine mexicano que se arriesga a hablar sobre las dificultades de crecer en un mundo dominado por los adultos.

En esta entrevista, Hemsani habla desde sus influencias para esta cinta hasta las ideas que lo llevaron a filmar su debut.

¿Cómo es que surge la idea para crear Mientras el lobo no está?
Quería hacer una película que como espectador me hubiera encantado ver en el cine. En este caso quería que fuera una película que retratara cómo me sentía cuando era un niño, pero también una historia donde plasmara a los niños como son, no una versión acaramelada sobre lo que significa ser niño y crecer.

Cuando planeabas esta película, ¿qué es lo que pensabas decir en ella?
Quería hablar sobre lo difícil que es crecer, de cómo el mundo de los niños es muy inocente, mientras que el de los adultos tiene muchos prejuicios. Los mayores creen que le enseñarán a los pequeños a crecer y les imponen este mundo adulto con responsabilidades, con cómo actuar en una sociedad y este tipo de cosas.

¿Por qué abordarlo desde el género del terror?
Porque hablar este tema desde el thriller provoca que nuestras ideas se comuniquen, que la gente se entretenga y disfrute mientras vive estos sentimientos. Para mí la idea principal era hacer una película que fuera entretenida para el público.

¿Cuánto tiempo les llevó el casting y cómo fue la selección del elenco?
Fue un proceso que duró ocho meses donde estuvimos viendo a más de 500 niños. Fue muy difícil porque a veces veíamos a unos niños muy padres pero eran o muy grandes o muy pequeños. Pero vimos tanto talento en este país que estamos sorprendidos y creemos que viene una generación impresionante de jóvenes actores.

¿Qué películas dirías que te influyeron para crear esta cinta?
Cuando era chico hubo películas que me afectaron mucho. Por ejemplo Stand by me de Rob Reiner, cuando era niño y la vi pensé: “esta película realmente retrata a los niños como yo, no como un adulto ve a los niños sino como realmente somos”. También hay otras cintas como The Goonies de Richard Donner u otro tipo de películas ochenteras de ese estilo. Quería hacer una película en ese tono, donde retratara a los niños de ese modo, para sentirme contento.

Parecería que Mientras el lobo no está es una película para niños, pero por su diversidad de contenidos, ¿a qué público está dirigida?
Es una película para todo público, para aquel que quiera ver una historia sobre crecer: tiene nostalgia, escenas donde te ríes, lloras. Un poco de todo. Siento que es una película para niños y para quienes se acuerdan de cuando eran niños.

Comentarios

0 comments