The Boys, segunda temporada
Foto: Cortesía Prime Video

Resumen de The Boys. Temporada 2. Capítulo 4: Nothing like it in the World

Aquí el resumen del cuarto capítulo de la segunda entrega de The Boys, la serie de superhéroes de Prime Video

Por Stivi de Tivi
Advertising

Advertencia: Esta nota contiene spoilers.

La gran sorpresa del año pasado, The Boys, está de regreso para darnos esa bocanada de aire fresco que necesitábamos de tanto héroe que existe en el cine y la televisión. El show no solo rompió récords de audiencia (fue la serie más vista de 2019 en Prime Video), sino que se ganó a los críticos más exigentes.

En la segunda temporada el enfrentamiento entre el equipo de The Seven y The Boys continua y no terminará hasta que uno de los dos esté totalmente eliminado. Bienvenidos al resumen y análisis de cada episodio que hemos preparado. Espero lo disfrutes y recuerda: Nunca conozcas a tus héroes.

Vaya mala racha que ha tenido el quipo The Boys, nada les ha salido bien y para el colmo el hermano de Kimiko (Karen Fukuhara) es nombrado por todos los medios como el culpable de la muerte de muchísimas personas en un supuestamente ataque terrorista. Kimiko, molesta, no deja de pensar en cómo el real monstruo es Stormfront (Aya Cash), quien se está llevando el crédito de heroína de la ciudad; mientras tanto, Frenchie (Tomer Capon) está consumiendo drogas para olvidar las últimas horas y de paso armarse de valor para declararle su amor a Kimiko a quien intenta besar, pero ella está cero interesada.

¿Saben quién más odia la popularidad de Stormfront? El narcisista de Homelander (Antony Starr). Él detesta que ella tenga todo el amor y solo quieran entrevistarla. El temible superhéroe necesita confort, por lo que va a una lejana cabaña en donde lo recibe Madelyn Stillwell (Elisabeth Shue) en sexy lencería y un vaso de leche —porque este personaje tiene un fetiche bastante perturbador—. Pero, ¿qué hace Madelyn viva, si homelander la asesinó? Conforme pasa la noche, este par ve Taxi Driver, la película favorita del héroe y encuentra la manera de justificar el comportamiento de Travis Brickle. En eso descubrimos que Madelyn es en realidad un hombre gordo con el poder de cambiar su cuerpo y voz, por lo que Homelander lo tiene encerrado para que cumpla sus fantasías y se la pase diciéndole lo poderoso, inteligente y guapo que es.

Al día siguiente, Homelander, en el elevador de la guarida de The Seven, se encuentra a Starlight (Erin Moriarty), a quien no duda en lastimar y hasta tocar sus partes íntimas para hacerla sentir intimidada, todo esto porque Homelander está molesto de que ella no lo obedeció y asesinó a Hughie (Jack Quaid) —¡que asco de tipo es Homelander!—. Starlight necesita a Hughie para tranquilizarse y decirle que tiene miedo de estar cerca de Homelander. Mothers Milk (Laz Alonso) tiene la misión de encontrar el paradero de “Liberty”, una misteriosa heroína que lleva desaparecida años. Hughie le pide a MM que deje que Starlight los acompañé en el road trip.

Billy Butcher (Karl Urban) obtiene la dirección de su esposa Becca (Shantel VanSanten) y no duda ni un segundo para ir por ella. Al verse, se escapan a un lugar escondido para tener por fin el apasionado encuentro que por años han deseado; mientras todo es felicidad para ellos dos, el misterioso Black Noir está en la búsqueda de Billy ya que desea asesinarlo.

Quien tampoco lo está pasando bien es A-Train: descubre que están tratando de reemplazarlo, y aunque Ashley Barret (Colby Minifie) lo niega en un principio, diciéndole que están haciendo un casting para una campaña en contra de bebés obesos, al final descubre la realidad. El equipo sabe que su corazón tiene problemas por lo cual ya no puede correr como antes y ahora es obsoleto para ellos. Pero no todo está perdido ya que planean hacer un evento de despedida que durará un año de entrevistas y fiestas.

El road trip parece ser la mejor decisión para Hughie y Starlight porque están teniendo un gran momento juntos: Love is in the air!! Ellos son testigos de un accidente, pero Mother Milk le impide a Starlight que se involucre o van a descubrir que ella está con ellos. Al final ellos dos terminan teniendo sexo, igual que Becca y Billy. Ella le dice que quiere escapar con él y llevarse a su hijo. Se respira pura felicidad en este momento.

Durante todo el episodio hemos visto conversaciones de mujeres, quienes comparten sus historias de amor: desde una que se tatuó la cara del cantante Ed Sheran, porque su ex la obligó, hasta otra que descubrió que su ex no quería tener hijos justo cuando ya estaban por casarse. Al final descubrimos que es una entrevista/audición para conseguirle esposa a The Deep (Chace Crawford) y con esto mejorar su imagen para que regrese al equipo The Seven.

Todo es un show mediático para estas personas y para prueba el programa de entrevistas conducido por Maria Menunos, en la que de invitados tiene a Homelander y Queen Maeve (Dominique McElligott). Ella les cuestiona sobra la poca diversidad que existe en la empresa Vought y en el equipo The Seven, todos son blancos, muy pocas personas de color. Homelander para defenderse decide sacar del closet a su compañera diciendo que Queen es lesbiana y que su novia Elena es latina. Este tipo abusa y viola de todas las maneras posibles.

Afuera de las oficinas de Vought vemos a Stomrfront haciendo una protesta en contra de la empresa, por el poco valor que ésta le da a los seres humanos. En eso vemos que Kimiko está ahí lista para atacarla, pero Frenchie la detiene porque sabía que Storm podría matarla.

Starlight, Hughie y Mother Milk llegan a una dirección donde encuentran a una mujer de color que les cuenta que en 1978, cuando tenía 11 años, vio a la heroína “Liberty” asesinar a su hermano mayor por ser afroamericano y que la empresa Vought les pagó solo dos mil dólares para que se callaran o les iría muy mal. Después de ese crimen Liberty desapareció, pero la mujer asegura que es Stormfront. ¡OMG!

Mientras Homelander, muerto de celos, no puede dejar de ver los memes y mensajes de cariños a Stormfront y decide confrontarla, ella le da un consejo: las emociones venden, ira vende. Es mejor tener soldados que fans.

La historia de amor de Billy termina cuando Becca le confiesa que no se puede escapar con él, si lo hace Vought le quitará a su hijo. Ella no puede permitir que su hijo crezca bajo la tutela de Homelander —ya existe un maniaco con poderes no quieres que existan dos—. Billy triste le pide que abandone al fenómeno de su hijo, pero ella rechaza la idea porque no entiende que es una madre. Al final le confiesa que Homelander la violo y al quedar embarazada ella decidió criarlo para que sea un hombre de bien.

El episodio termina con Homelander en la cabaña donde la pide a la persona que se convierta en Homelander, para tener una extraña conversación que termina con el superhéroe matando al hombre gordo con poderes.

Recomendado: Resumen de la segunda temporada de The Boys por capítulos.

Análisis del episodio

Nothing like it in the World

El cuarto episodio de The Boys no nos dio tiempo ni de respirar, pasaron millones de cosas, los personajes nos dieron distintas capas y Homelander se superó como el peor villano de la televisión en estos momentos. Apenas vamos a la mitad de la temporada y sentimos que hemos avanzado bastante desde que iniciamos y varias situaciones nuevas se plantearon. Debemos tenemos en cuenta que los protagonistas no serán felices pronto, y es que cada vez parece que el mal se posiciona mejor dejando afuera los buenos deseos.

Me encanta que en esta serie saben manejar muy bien el sentido del humor y su saturación, porque tenemos un episodio como el pasado, muy cargado de cuestiones políticamente incorrectas, y en éste cambian para hasta hacerlo hasta medio romántico. No tenemos ni idea de cuál será el resultado de la temporada, pero hemos disfrutado muchísimo el camino. Otra cosa que he disfrutado mucho es esta temporada es la presencia musical de Billy Joel. La canción “We Didn't Start the Fire” en el road trip, fue perfecto para saber que queremos que Starlight y Hughie estén juntos en un futuro.

Recomendado

    También te puede gustar

      Advertising