Garbage nos cuenta sobre su gira The Rage and Rapture Tour, junto a Blondie

Platicamos con Butch Vig, Steve Marker y Duke Erikson sobre los detalles de su gira con la banda lidereada con Debbie Harry
Foto: Cortesía Garbage
Advertising

Garbage es una agrupación legendaria. Su mezcla de pop y guitarras poderosas los han llevado a los escenarios más grandes de todo el mundo.

Liderada por Shirley Manson, la banda encapsuló los pesares adolescentes y el sonido de los noventa en sus dos primeros discos: Garbage y Version 2.0. Ahora junto con las leyendas vivas de Blondie, se pasean por el mundo como parte del Rage and Rapture Tour.

A propósito de esto platicamos con los guitarristas Steve Marker, Duke Erikson y el baterista Butch Vig sobre su visita, sus lugares favoritos de la Ciudad de México y su último disco, Strange Little Birds.

Se han presentado muchas veces en la Ciudad de México, ¿cuáles son sus lugares favoritos?
Duke:
Hoy fui a las pirámides de Teotihuacán y me voló la cabeza. Eran personas muy ingeniosas, todo es enorme. Siempre tratamos de ir a restaurantes a comer comida mexicana pero nunca nos acordamos de cómo se llaman las cosas.

Butch: Tomamos demasiado tequila.

¿Subieron a las pirámides y van a tocar hoy?
Duke: No fue la mejor idea, estoy bastante cansado. La altura tampoco ayuda, pero estaré bien.

¿Cuál es la idea principal de Strange Little Birds?
Steve: Queríamos hacerle un disco a la gente que ha estado con nosotros durante todo este tiempo. Ahora sentimos que podemos hablarles directo a nuestros fans; no tenemos los filtros de una disquera ni expectativas comerciales.

Butch: Este álbum es un poco más atmosférico, casi como una banda sonora. Le sacamos el rock a muchas canciones; “Empty” es muy tradicional, muy minimalista. A la hora de trabajar en el disco quisimos empalmar la música con lo que canta Shirley en sus letras, en algunas canciones parece que Shirley te canta en el oído, se escuchan casi como una confesión. Tenía sentido volver el sonido minimalista. Usamos muchos sintetizadores análogos y efectos ambientales, se escucha mucho todo eso en el nuevo sencillo “New Horses”.

Cuéntenme sobre la decision de incorporar loops en su sonido, ¿les ayudó a plasmar su visión en el nuevo álbum?
Steve:
Hemos usado loops y cosas electrónicas desde 1994. La primera canción sobre la que cantó Shirley era con puros loops, al igual que “Stupid Girl”. Ahora es mucho más fácil hacer ese tipo de sonidos, con una laptop se puede perfecto. Los loops son algo que nos interesa desde hace mucho, y nos encanta combinar eso con guitarras y otros sonidos electrónicos, todo esto gracias a nuestro amor por grupos como N.W.A. y Public Enemy.

Butch: Siempre hemos hecho eso. Tenemos la tendencia de grabar guitarras, bajo y batería, pero hacemos también toda la programación. Creamos loops usando pedales de guitarra y siempre estamos buscando sonidos interesantes. Cada canción de Garbage es como lanzar pintura a la pared para ver que pega, y muchas veces la mayoría de las ideas no salen en la versión final. Nos gusta usar el estudio como una herramienta para escribir y ser creativos en cuando a lo que podemos incorporar en la paleta sonora del disco.

"Cada canción de Garbage es como lanzar pintura a la pared para ver que pega". 

¿Cómo ha cambiado la dinámica de la banda a través de los años? ¿Es más fácil estar de gira?
Butch: Estamos 20 años más viejos, pero no creo que hayamos cambiado mucho. Duke, Steve y yo hemos sido amigos muy buenos desde hace mucho, trabajamos junto inclusive antes que Garbage. Shirley es nuestra hermana pequeña y todos somos muy cercanos. Esa es una de las razones por las que seguimos haciendo esto, disfrutamos mucho de nuestra compañía. A veces, como una familia, nos molestamos y enojamos, pero luego lo dejamos a un lado porque nos queremos mucho.

Duke: Y también porque nadie más quiere salir con nosotros.

Steve: Nos sigue encantando el proyecto, ahorita nos estamos divirtiendo muchísimo de gira con Blondie. Todos nos llevamos muy bien, y es más divertido que antes. En el pasado todo era nuevo y emocionante, salíamos todas las noches, una locura. Ahora salimos una vez a la semana nada más. Es increíble estar de gira.

Sobre Rage and Rapture Tour, ¿cómo surgió la idea de ir de gira con Blondie?
Butch: Shirley y Debbie se conocen desde hace mucho tiempo. Uno de los managers de Blondie era mentor de Shirley desde muy temprana edad y Debbie le ayudaba. Antes de Garbage ella tenía una banda que se llamaba Angelfish, entonces creo que inició desde ahí. Blondie lanzó Pollinator y han estado de gira, nos hablaron para preguntar si queríamos hacer shows con ellos. Los amamos y musicalmente es muy divertido. Son una banda muy icónica de los ochenta y nosotros lanzamos discos muy buenos en los noventa. Lo mejor de todo es que son dos mujeres muy fuertes en el escenario, y eso no pasa a menudo. Hay muchas mujeres en el pop, pero no pasa en el rock. Hemos visto muchas mujeres jóvenes en los conciertos y estoy seguro de que buscan inspiración en Shirley y Debbie.

Steve: Blondie es una de nuestras bandas favoritas, es de las primeras bandas que empecé a escuchar en los setenta. 

¿Qué han aprendido de Blondie en este tour?
Steve: Somos bandas muy diferentes, eso hace que el show sea muy bueno. Se nota mucho en que somos buenos y en que nos diferenciamos. Ha sido muy interesante el hecho de tocar para un público que no es el nuestro. Tenemos que trabajar para ganarnos el público que va a ver a Blondie, eso nos exige más. Es un reto, pero creo que lo hemos estado logrando.

Duke: Nos emociona mucho ir de gira con ellos. Son personas muy lindas, es un placer estar tras bambalinas con ellos. Clem Burke es uno de los mejores bateristas de la historia, Chris Stein es callado y gracioso, y cualquier cosa que Debbie tenía en los ochenta todavía lo tiene. Aprendimos que puede ser muy divertido estar de gira con alguien más, somos como un circo andando o una familia disfuncional.

¿Cómo han recibido los fans su nuevo sencillo, “No Horses”? Suena muy diferente a lo que venían haciendo.
Steve: Tienes razón, es una canción muy diferente; es mucho más poética y menos popera. Simplemente somos nosotros reaccionando a todo lo que está pasando en el mundo en cuestiones políticas. En Estados Unidos los políticos creen que pueden hacer lo que quieran con la vida de los demás y eso es aterrador, por eso que decidimos escribir una canción que hablara sobre eso. Es una canción bastante deprimente, pero refleja muy bien el presente y a todo mundo le ha encantado. Es la canción con la que abrimos nuestros conciertos y creo que muestra que la gente está lista para escuchar cosas nuevas.

Tanto Blondie como Garbage tienen cantantes femeninas. ¿Crees que en una industria encabezada por hombres, Shirley y Debby son un símbolo de empoderamiento femenino?
Steve:
Definitivamente lo son, y la gira también lo es. No tienen 20 años pero son hermosas, poderosas y cantan increíble. Tienen muchísimo que decir y la gente se identifica con eso. Eventualmente la gente se va a cansar de las estrellas de pop de 20 años que no dicen nada interesante. La industria de la música está saturada de hombres, pero en el mundo somos mitad y mitad. Yo tengo una hija de 17 años, y Shirley y Debby han sido modelos muy buenos para ella.

Butch: Shirley siempre dice lo que piensa. Debbie tiene una personalidad diferente pero es igual de fuerte, y tiene una carrera muy larga. Blondie es una institución. Las dos son fuertes, dedicadas, y apasionadas en cuanto al arte, el feminismo y los derechos de la mujer. No lo hacen de manera fuerte, que está muy bien, pero sí pelean por ello. Es muy emocionante que mujeres jóvenes vean eso porque inspiran.

Si tuvieras que hacer un cover de Blondie, ¿cuál sería?
Steve: 
Una de mis canciones favoritas es “Dreaming”. Es una rola hermosa, un clásico. Ellos la hicieron de manera perfecta, así que no se qué le cambiaría. Tal vez la haría más electrónica, espacial y onírica, mucho más atmosférica. Seguramente la terminaría tocando igual. Tienen muchas canciones excelentes.

Duke: Me encanta “Rapture”. Nada se parece a esa canción, ni antes ni después. Tiene un intro hermoso y melódico, después el verso y de pronto hay un rap hasta el final. Esa canción salió antes de que el rap fuera popular y tener una voz femenina rapeando sobre una increíble canción de pop es impresionante, sigue siendo vigente.

Shirley Manson y Debbie Harry

Shirley Manson y Debbie Harry en la gira de Garbage y Blondie
Foto: Time Out Chicago/Joseph Cultice
Música

Duelo de girl power

Si bien las dos agrupaciones nacieron en épocas diferentes, ambas demuestran que las chicas también saben liderar bandas de rock y que lo pueden hacer por mucho tiempo. Durante los últimos años, las frontwomen Debbie Harry y Shirley Manson empoderan a las mujeres en una industria comandada por hombres. Por esta razón nos echamos un clavado a su carrera para conocer más sobre ellas.

Advertising
Esta página ha migrado a nuestro nuevo diseño de modo automático. Si ves algo que te parece raro, avísanos a feedback@timeout.com