Bong Joon-ho presenta Parásitos, un deslumbrante drama social

La última película del director coreano le ha dado la vuelta al mundo. A propósito de su estreno el 25 de diciembre, platicamos con él

Bong Joon-ho, director de Parásitos
Foto: Cortesía Dick Thomas Johnson
Advertising

Pensar que los miedos más grandes de la humanidad es su extinción, un apocalipsis zombi o Godzilla suele ser muy fantasioso. Estamos acostumbrados a películas de terror o thriller que dejan nuestro destino en entidades salidas de nuestra imaginación, pero ¿qué pasa cuando el enemigo somos nosotros mismos?

Después de su tierna historia Okja, protagonizada por Tilda Swinton y Paul Dano, el director coreano Bong Joon-ho presenta Parásitos, un thriller sobre como los humanos nos vemos obligados a hacerlo todo para sobrevivir, impulsados por la miseria, las pocas oportunidades y el desequilibrio económico que hace a los ricos más ricos y a los pobres más pobres.

A propósito de su estreno el 25 de diciembre en México, platicamos con Bong sobre su proceso creativo, las locaciones que utilizó en Parásitos y su interés por las películas de Ari Aster.

Las clases sociales son el foco de tus películas, ¿por qué te interesa este tema?Nunca tuve la intención de centrarme en este tema. Sí veo esta brecha entre los ricos y los pobres, pero incluso, más que eso, siempre me han interesado las historias sobre dinero y poder. Esos son los dramas que me fascinan. Realmente no me gustan los superhéroes.

Estás aplastando sueños. ¿De dónde surgió la idea de Parásitos?
Cuando estaba en la universidad, en realidad era tutor de una familia rica. Fue más que solo tutoría: sentí que estaba espiando sus vidas privadas. Por supuesto, no hice nada malo como en Parásitos.

La casa en la que filmaste es increíble, ¿dónde lo encontraste?
Sabía la estructura básica que quería, pero no pudimos encontrar la casa adecuada, así que en realidad la construimos. La casa de la familia pobre también: la construimos en un tanque de agua para poder hacer la secuencia de inundación.

Foto: Cortesía Icunacury Acosta.

El director Ari Aster tuvo el mismo control en El legado del diablo
¡Acabo de ver Midsommar: el terror no espera la noche en Corea! No sé si él filmó eso en una ciudad sueca real, pero se sentía como un pequeño universo que existía por sí solo. Intento hacer eso también.

¿Con cuánto tiempo de planificación trabajas?
Trato de seguir mis guiones gráficos lo más cerca posible, pero una vez que preparo el escenario, quiero que los actores sean libres. Quiero que sucedan cosas que no hemos planeado.

Parásitos ganó la Palma de Oro en Cannes, y la gente está hablando de que la veremos en los Oscares. ¿Qué tan importantes son los premios para ti?
Son importantes, ya que ayudan a los cineastas a continuar nuestras carreras. Ganar la Palma fue un gran honor, pero al mismo tiempo, puede parecer una carga. Así que trato de fingir que ni siquiera sucedió. Demasiadas personas a mi alrededor lo siguen mencionando.

Haces películas oscuras. ¿Te llamarías cínico o esperanzado?
Hay pesimismo, seguro, pero siempre un poco de esperanza. Brindar esperanza con demasiada facilidad en realidad disminuye el valor de la misma. Mostrar un vistazo, dentro de la oscuridad, muestra más respeto.

Parásitos estrena el 25 de diciembre

Photo: Courtesy of Neon
Cine, Drama

Parásitos

5 de 5 estrellas

Es raro que una película combine fuegos artificiales cinematográficos y comentarios sociales de una manera bastante emocionante y traviesa, algo que el director coreano Bong Joon-ho maneja con Parásitos, un hábil drama de invasión al hogar que refleja las máscaras que usan sus personajes: educados hasta que deja de fingir. 

Advertising