0 Me encanta
Guárdalo

La importancia de Rancid en el punk

Si eres de los que no les gustó el cartel del Vive Latino 2017, entonces tienes que conocer a esta banda punk

Foto: Cortesía Time Out Tokyo

Cuando anunciaron el Vive Latino 2017 se comentó la falta de un headliner pesado. Si bien antes se criticó que el festival había perdido su escencia latina por tener a bandas como Arcade Fire, Interpol y Nine Inch Nails como cabeza del cartel, ahora, se pide que tenga bandas importantes en letras grandes. Tal vez nadie lo notó pero Rancid se presentará este año. Si los pasaste por alto, aquí te decimos por qué es uno de los actos que más nos emocionan. Además te recomendamos a las bandas imperdibles del VL17.

Algunos punketos aferrados a los estoperoles acusan a Rancid de popularizar el happy punk, que luego, se volvería rentable para bandas como Blink 182. La realidad es que las notas pop dentro del punk fue una ocurrencia juvenil de la banda Descendents, a principios de los ochenta, del sello de Greg Ginn de Black Flag, SST Records.

Además, tachan a Rancid de ser unos Clash descafeinados por sus incursiones con el reggae y el dub. Quizás tengan algo de razón, ya que no es la banda de punk más curtida, pero ése es uno de sus atractivos. Más bien es una banda para punks principiantes.

A pesar de lo contestatario de las portadas de sus discos, su música mantiene una suerte de incendiaria inexperiencia. Tim Armstrong, cabeza de la banda, fundó Rancid después de su recuperación del alcoholismo sugerida por Matt Freeman, con quién formó a la banda Operation Ivy, y con la cual sólo consiguieron editar Energy en 1988. Este disco es considerado un ejercicio determinante en la nueva ola de punk de Berkeley, la ciudad natal de Freeman y Armstrong, pero cuya influencia se extendería por todos los Estados Unidos: “realmente quiero formar una banda contigo, pero hasta que consigas un año de sobriedad” le dijo Matt a Tim y era tal la ambición de seguir dando guitarrazos que Armstrong sostuvo su promesa y a principio de los noventa empezaron a grabar los primeros EPs bajo el nombre de Rancid.

Con el legendario sello punk, Epitaph Records, lanzan en 1993 su primer LP homónimo. Le seguirían Let´s go de 1994 y finalmente el disco que les daría su merecido lugar en la historia del punk gringo, y muy probablemente su mejor y más impetuoso disco, …And Out Come The Wolves, en 1995, el cual posee una icónica portada de un punketo hundido con su cresta, apuntando al concreto. El disco incluye himnos como “Ruby Soho”, “Roots Radical” y el trascendental éxito “Time Bomb”: dos minutos y 24 segundos que resumen el sello musical de Rancid y que sería la continuidad al estilo seminal de Operation Ivy: un equilibrado híbrido punk ska y una postura ideológica que cuestiona constantemente la visión sectaria y racista de la constitución gringa, que tristemente está resurgiendo con Donald Trump.

El resto es historia. Rancid fue la catapulta para el punk de The Offspring o Green Day, aunque a lo largo de sus ochos álbumes han experimentado sobretodo con las variantes del dub. Garantizamos que Rancid será una auténtica bomba de chingadazos el domingo del Vive Latino, sobretodo cuando le mienten la madre a su presidente.

Más de su concierto

Guía del Vive Latino

El Vive regresa más latino que nunca, con un formato de dos días. Músicos de todo el mundo, la mayoría hispanos, forman parte del cartel para la edición 18 del festival más grande de América Latina.

Leer más
Por Time Out México editores

Comentarios

0 comments