0 Me encanta
Guárdalo

Libros para volar, soñar, leer y comer dulces

Echa a volar la imaginación de tus niños con esta selección de libros: hay animales dormilones, dioses y un hombre volador

Un leopardo soñador, un hombrecillo volador, un libro que quiere ser amado y hasta el dios Ganesha son los protagonistas de estos títulos.

Si buscas más opciones de libros para niños, también pueden interesarte los libros de música y las lecturas para niños de acuerdo a su edad

Historias y relatos para volar, soñar, leer y comer dulces

Ganesha’s Sweet Tooth, de Sanjay Pate y Emily Haynes

Ganesha’s Sweet Tooth, de Sanjay Pate y Emily Haynes

Ganesha es un dios hindú con cuerpo de humano, cabeza de elefante que va acompañado de un ratón. Esta es una versión libre de cómo la deidad perdió uno de sus dientes. Con hermosas ilustraciones del ex Pixar Sanjay Patel, este libro es una pieza indispensable en la biblioteca de tus hijos.

Chronicle Books, 2012

Mi amigo Libro Kristen Hall, de Dasha Tolstikova

Mi amigo Libro Kristen Hall, de Dasha Tolstikova

Los libros también tienen sentimientos. Ellos también quieren encontrar a su humano ideal y ser amados. Esta es la historia de Libro, su niña y un perro. Una hermosa historia que además viene con instrucciones para que los niños le hagan una chamarra a sus libros favoritos.

Blackie Books, 2016

El soñador, de Pablo De Bella

El soñador, de Pablo De Bella

Un pequeño leopardo que siempre quiere dormir nos lleva a través de sus sueños. Pájaros gigantes, laberintos, maestros con cabeza de fruta y árboles de peces son algunas de las cosas con las que sueña el leopardo. Este libro ganador de del XX Concurso de Álbum Ilustrado, es una excelente elección para hablar con tus hijos sobre los sueños e introducirlos al surrealismo.

Advertising
Si usted volara, de Gustavo Roldán

Si usted volara, de Gustavo Roldán

Los libros pop-up  tienen el poder de capturar la atención y contar historias de maneras únicas. Si esto se suma un relato sobre lo que pasaría si los humanos pudiésemos volar, el resultado es este divertido libro, ideal para cuando quieras mostrar a tus hijos -mayores de tres años- una interactividad diferente a la de los smartphones.

Combel, 2015.

Comentarios

0 comments