Restaurantes abiertos el 25 de diciembre y el 1 de enero

Dónde comer cuando todo está cerrado
Por Time Out México |
Advertising

Pocas cosas son tan extrañas como ver el DF en un 25 de diciembre o 1 de enero: las calles vacías, el tráfico nulo, todos los lugares cerrados. Si te niegas al recalentado o simplemente quieres salir, te pasamos la lista de algunos de los mejores lugares que abrirán en estas fechas.

Restaurantes, Francesa

Au Pied De Cochon

icon-location-pin Polanco

Muchos lo consideran el mejor lugar de cocina francesa en la capital –por eso casi siempre está lleno– y no decepciona. Es elegante por la gente que lo frecuenta y su refinado gusto en la decoración, fielmente copiado del original parisino, desde los cómodos asientos de intenso rojo hasta las lamparitas y los dibujos de flores enmarcados en las paredes, y la exuberante presentación de los platillos, ayudan a sentirse en la ciudad luz… si bien su lejano origen fue más de cocina de mercado. Con su sesgo por lo marino, es tradición comenzar con ostiones frescos de distintas regiones de Francia y de México, patas de cangrejo, almejas y cayos, pero bien puede ser la clásica sopa de cebolla o caracoles, o ensalada de pato ahumado, plato mixto de jamón ibérico y bellotas, para seguir con un sencillo y perfecto filete bordalesa con tuétano, rico huachinango con puré de papa con aceitunas, albahaca y tapenade, o una de las especialidades de carne de cerdo, cordero o res, opciones que también se antojan. Guarda lugar para postre, como crepas flameadas o isla flotante caramelizada, una muy rica y crujiente tarta de pera o de manzana, tarta con chocolate, gianduja y marisco. El menú es extenso, lleno de clásicos, así que podrás regresar y seguir conociendo platillos. 

Time Out dice
Restaurantes, Coreana

Nadefo

icon-location-pin Zona Rosa

Al cruzar la puerta del Nadefo te convertirás en extranjero en tu propia tierra. Aquí todos son coreanos: los comensales, la dueña, los cocineros, el mesero, y claro, la comida. Pero no tendrás que preocuparte porque a los del país asiático no les gustan los mexicanos, Nadefo es de los pocos restaurantes mexican friendly del barrio. La especialidad del lugar es el galbi (variedad de carnes preparadas a la parrilla). Para ello tienen mesas con un orificio central y un extractor de humo en donde se coloca la parrilla con las brasas. Sus cortes son de muy buena calidad, los preparan fuertemente condimentados, como dicta la tradición: mucha pimienta, cebolla, aceite de ajonjolí, ajo y soya. Entre las opciones está el cerdo, res o pescado. Las costillas y la lengua de res, el tocino y el asado de sierra o camarón son realmente exquisitos. La sopa más sobresaliente del menú es la kimchi chigae, una sopa de sabores intensos, picosa, con el kimchi (col china) como protagonista. Para que no olvides que estás en territorio coreano, una vez que hayas pedido tu comida, tu mesa se llenará de pequeños platos con entradas deliciosas, cortesía de la casa. A este menú se le conoce en Corea como cocina real. Puede variar según el día, pero en ocasiones sirven frijoles en salsa de soya, chicoria, gelatina de harina, papas, lechuga, casi todo bañado en una salsa de soya, ajonjolí, chile picado y aceite. Para los coreanos la comida es parte de un gran festejo y se toman su tiempo para ello.

Time Out dice
Advertising
Bares y cantinas, Cantinas

Salón Tenampa

icon-location-pin Cuauhtémoc

Parada básica en la vida y en el desamor. ¡Que fluyan los tequilas! ¡Desgastemos las cuerdas vocales con las de José Alfredo Jiménez! ¡Que estallen los chiflidos y aplausos espontáneos! Hay mariachis para pedir canciones y antojitos mexicanos para picar. Un templo mexicano que, si bien por su historia y su fama tiene precios más altos de lo que debería, también es cierto que hay que ir al menos una vez en la vida. Disfruta de todo el ambiente rodeado de pura comida mexicana, los cantos del mariachi, las risas y la felicidad que inundan ese lugar. (Sólo 1 de enero) 

Time Out dice
Bares y cantinas, Cantinas

La Polar

icon-location-pin San Rafael

Se dice que los abogados son los más bebedores de las profesiones. Ocupan el segundo lugar entre los más detenidos por el alcoholímetro, superados únicamente por los ingenieros. Tienen una verdadera fama de destrampados. “Los abogados pueden agarrar la peda en cualquier lugar, el más arrabalero o el menos apropiado para ello. Pueden ir a comer a un Frankfurt, pedir un pomo y emborracharse ahí mismo”, nos confiesa uno de ellos. Uno de sus lugares favoritos es La Polar, esa cantina octagenaria de la San Rafael que durante décadas ha tenido ese doble papel de restaurante familiar por las tardes y after que recibe a sus clientes desde las ocho de la mañana, para crear la ilusión de que la noche no ha llegado a su fin. A esas horas predomina el tumulto, la estridencia, los ramos de flores artificiales enviados de manera anónima y... los abogados. Corbatas relajadas, trajes arrugados, ojos vidriosos y risas prolongadas. Su famosa birria y el buen servicio contribuyen a mantener el ambiente animado, pues no importa la hora o lo lleno que el lugar pueda estar, los platos de humeante barbacoa de chivo se sirven a toda velocidad.

Time Out dice
Advertising
Restaurante Sirocco
Sitio oficial Sirocco

Market Kitchen

Con un menú de tres tiempos, podrás disfrutar de la cena del chef Sergio González Crubellier en compañía del Christas Jazz Trio. El 25 tendrán un brunch navideño con la visita de santa para los niños y el primero de enero tendrán actividades especiales para niños. 

Restaurantes, Buffet

Rulfo Paraje Latino

icon-location-pin Polanco

Es el restaurante estelar del hotel Hyatt Regency Mexico City, con el chef ejecutivo Alejandro Escudero y Sergio Zolozabal a cargo. Los platillos y las técnicas de preparación de la cocina son latinoamericanos, con carnes a la parrilla, sopas, panadería y productos frescos como ensaladas y ceviches; todo enfocado en regiones de México, Argentina y Perú. Todos los días son de buffet (6:30-11am) con una impecable —e impresionante— selección de platillos, por $450 entras directo al paraíso. Hablamos de pastas como ravioli en salsa de avellanas u orecchiette con parmesano y salchicha de cerdo a la parrilla; pizzas; sándwiches con verduras al grill o carnitas, carnes y pescados con salsas a elegir; entradas como sopas con mariscos, tablas de carnes frías y quesos; ensaladas con alcachofas y jamones artesanales; antojitos mexicanos como tacos de cochinita o pastor; estación de huevos con infinidad de opciones a elegir; y lo mejor de todo, el ceviche bar, con lo más fresco de las especies de atún aleta amarilla y callos hacha. El único problema que tendrás es la falta de un poder sobrehumano para probar todo, si lo logras avísanos. La máxima expresión del hedonismo culinario, o para sodomizar tus sentidos de la vista y el gusto, la encuentras los domingos en Rulfo Paraje Latino con su brunch dominical, sin duda el estandarte de Hyatt Regency para presumir de tener el mejor buffet de horario extendido con barra libre de champaña de la Ciudad de México. Si les preguntas a ellos cuál

Time Out dice
Advertising
Restaurantes, Japonesa

Daikoku Cuauhtémoc

icon-location-pin Cuauhtémoc

(Sólo 1 de enero)
Posiblemente después de las taquerías, pizzerías y hamburgueserías, la siguiente comida genérica más popular en esta ciudad es el sushi, y los restaurantes japoneses son una opción relativamente común de comida, muy por encima en popularidad incluso que comidas como la francesa o la china… sin embargo, esto no siempre fue así: el menú japonés solamente empezó a ser popular hasta finales de los 80 (de ahí, probablemente, que casi todos los restaurantes de este tipo de comida aún ahora abusen de esa estética de videobar ochentero). Pero muchos años antes, desde 1971, ya había Daikoku en la ciudad de México. Más de 40 años de educar el paladar de toda una ciudad merece todo nuestro respeto. El local que ahora nos ocupa, enclavado en la colonia Cuauhtémoc, muestra ya los años que le pesan en su decoración, sin embargo, esos mismos años le favorecen en la oferta de su menú: posiblemente los mejores nigiris de la ciudad se ofrezcan aquí. Ingredientes frescos y bien seleccionados, sobre camitas de arroz que no se deshace más que en la boca. El menú es vasto y, como suele ocurrir, un tanto indescifrable para quien no esté habituado a las delicias del sol naciente. El mejor consejo lo da el azar: pide sin saber qué pides, en una actitud abierta a internarse en un territorio intrincado, sofisticado y totalmente lejano a la gama de sabores mexicanos (por más que en los sushis cada vez sea más frecuente hallar chilitos toreados). 

Time Out dice
Restaurantes, Cafés

Churrería el Moro

icon-location-pin Cuauhtémoc

La sabrosa tradición de ir a comer churros a El Moro es toda una experiencia. Este lugar ofrece una carta exquisita, aunque reducida: hay malteadas, leche, café, sandwich, refrescos y churros. Debes poner mucha atención con los paquetes que eliges, ya que hay 9 paquetes diferentes, pero hay uno en especial -el español- que es muy espeso y dulce, te recomendamos leer las letras chiquitas del menú antes de que ordenes. En esta época de lluvia, es un buen lugar para disfrutar del tiempo y gozar de un armonioso ambiente a la mexicana, también cuentan con tortas que puedes disfrutar mientras esperas tu pedido. 

Time Out dice
Advertising
Camera

Sirloin Stockade

Sirloin Stockade destaca por su extenso buffet con más de 120 platillos diferentes, preparados con ingredientes de la mejor calidad distribuidos en cinco barras. Elige ensaladas con tu aderezo favorito o ensaladas preparadas con ceviche de pescado y aguachile, de la barra de sopas elige entre crema de brocoli, elote, champiñón, verduras o sopa de cebolla, molde de olla, hongos y tortilla. También encontrarás guisados de res, pollo, pescado, cerdo, pizza o la especialidad de la casa que son las alitas bufalo, además incluyen especialidades como costillas BBQ, roast beef, lomo de cerdo y lasagna. Para terminar tu buffet con un momento dulce prueba el pastel de zanahoria, empanadas, helados y crepas dulces. 

Restaurantes, Hamburguesas

Butcher and Sons

icon-location-pin Polanco

Pocos pueden resistirse al llamado de una hamburguesa. Y cuando un lugar te ofrece la posibilidad de armarla a tu sacrosanto antojo, merece una visita.Ese es el eficaz gancho de Butcher & Sons, un localito (considerando el tamaño usual de los restaurantes en la zona) cuya decoración sencilla y chic, va muy acorde con las hamburguesas que sirven: de sofisticada presentación y llenas de sabor. Porque, ¿quién dijo que una hamburguesa no puede servirse con harto estilo?  Del menú puedes elegir alguna de las especialidades de la casa. No te decepcionará la de cordero (con aderezo de yogurt, cebolla morada asada y jitomate). La otra es, efectivamente, prepararla a tu antojo a partir de pollo, res, atún, cordero o la opción vegetariana (queso de cabra empanizado). Y luego, complementarla con alguno(s) de los ingrediente(s) de su concisa y atractiva, por poco común, lista. Entre los toppings encuentras: guacamole, jamón serrano o foie gras; aunque eso no es todo, puedes pedir ensaladas, papas con queso, envueltas en tocino, de camote o fritas con aceite de trufa y de postres pastel de chocolate, s' mores pie (base de galleta de canela, relleno de chocolate y malvaviscos rostizados) o pan de elote con rompope y palomitas caramelizadas. 

Time Out dice

More to explore

Advertising