Resumen de la segunda temporada de Luis Miguel, la serie por capítulos

No te pierdas todos los detalles de la segunda entrega de la serie de El Sol de México en Netflix

Luis Miguel. La serie. Segunda temporada
Foto: Cortesía Netflix

Advertencia: Esta nota contiene spoilers.

Lo que 2020 nos arrebató, 2021 no lo está compensando. Ahora es el regreso de una de las series más importantes de Netflix, y tal vez de toda Latinoamérica, Luis Miguel, la serie volvió con su segunda temporada para cerrar los lazos que dejó el show pasado e indagar en la vida de El Sol de México —chismesito—.

Lleno de referencias pop, canciones que amamos y mucho mucho chisme (no te hagas, te encanta), la segunda temporada nos muestra a un Luismi que pelea por encontrar a su madre, trabaja duro para crear éxitos y comete los peores errores como papá.

A manera de conocer cada detalle de esta segunda entrega, aquí el resumen de la segunda temporada de Luis Miguel, la serie por capítulos.

Recomendado: Las mejores canciones de Luis Miguel.

Luis Miguel, la serie presenta su segunda temporada en Netflix

Capítulo 1: Qué nivel de mujer
Cine

Capítulo 1: Qué nivel de mujer

Arrancamos en un balcón de un hotel en la ciudad de Cádiz, España en 1992. Luis Miguel (Diego Boneta) se prepara para ir a la misa de su papá, Luis Rey (Óscar Jaenada), quien falleció al final de la primera temporada. Érica (Camila Sodi), su pareja, le dice que ya está todo para irse, pero el cantante prefiere llegar a parte ya que primero quiere platicar con su agente, Hugo López (César Bordón). Hugo contrató a un investigador de Mossad (la agencia de espionaje israelí más importante del mundo), quienes hasta el momento no han podido dar con el paradero de Marcela, la mamá de Luis Miguel. El cantante entra al templo donde vemos caras conocidas: el doc (Gabriel Nuncio), Érica, la abuela Matilde (Lola Casamayor), el tío Tito (Martín Bello), sus hermanos Sergio (Axel Llunas) y Alex (JuanPa Zurita). Luis Miguel habla con Matilde sobre la crianza de su hermano menor, el cual no quiere tener cerca de Tito. La abuela dice que no permitirá que se lo lleven aunque su nieto la amenace con conseguir un nuevo abogado. El abogado de Luis le da malas noticias, ya que no puede quitarle la custodia de su hermano a Matilde, porque no hay pruebas de que sean malos con él. El agente de Mossad y Luis Miguel se reúnen para ver la foto de Marcela, quien es otra mujer. Pero, ¿dé dónde sacó el pasaporte de su madre con el que sacó dinero de su cuenta de banco? En México, Hugo tiene una oficina nueva —donde se va a desarrollar gran parte de la acción en esta temporada—. También anuncia que está mejor de salud y no tendrá que hacerse quimioterapia. Uno de los nuevos empleados es Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero), un exabogado, que desea trabajar en la industria musical a pesar de que su familia se lo prohíbe. Es recomendado de René León (Juan Carlos Remolina), quien en la temporada anterior junto con Luis Rey explotaron laboralmente de Luis Miguel, pero ahora es como la otra parte que lleva al cantante. Patricio le ofrece a René que ser su espía dentro de la otra empresa y para obtenerlo está dispuesto a chantajear a un compañero con tal de obtenerlo. Ya con esto descubrimos que Patricio no es alguien de fiar. De regreso en España, Alex descubre que la mujer del banco no es una desconocida, es María Carrasco, la vecina que tenían en la casa de Las Matas. Luis Miguel le pide al investigador que le ayude a localizarla. El sol descubre que ella está en Madrid y va a confrontarla, diciéndole que le dirá a la policía el fraude que realizó. La mujer, asustada, le dice le tiene más miedo a Tito que a la policía. ¿Dónde está Marcela? ¿Por qué tenías su pasaporte? Ella responde que Tito se lo dio para que sacara el dinero de Marcela del banco. Le cuenta que ella un día en su casa escuchó fuertes gritos de Marcela, por lo que fue a tocarle a su casa para averiguar y salió Tito con la camisa manchada de sangre. La abuela Matilde lleva a Sergio a una audición, quien tiene una gran voz, y consigue un salir en un comercial. Luego da una entrevista en la televisión junto a su tío Tito. Sergio canta en ese programa. Entrevista de televisión real: Luis Miguel y su abogado están viendo la entrevista y sigue molesto porque esa no es prueba para poder pelear por Sergio. Entonces, los hermanos deciden cambiar de plan: distraer a Tito mientras se lo llevan del país. Luis Miguel invita a su tío a su hotel, ahí le pregunta por María Carrasco, quien Tito dice desconocer. Entonces lo agarra a golpes hasta que este confiesa la verdad… “¡Fue tu papá, él la mató y está enterrada en Las Matas! Recuerda que la serie se desarrolla en dos tiempos, los noventa y lo dos mil, en esta última veremos la etapa madura del sol de México. Así que ahora vemos un yate en el Mar Mediterráneo, es el año 2005. Ahí aparece Luis Miguel rodeado de muchísimas mujeres suecas semi desnudas bailando con copas en la mano. De ahí nos vamos al Auditorio Nacional de la Ciudad de México, donde, después de ese viaje, Luis Miguel regresa para continuar con su gira la cual ha recaudado más de 90 millones. Ahí nos presentan a Mauricio Ambrossi (el español Fernando Guallar), quien es amigo y la mano derecha del cantante. También conocemos a Joe (Juan Ignacio Cane), su asistente, que tiene intensiones de sacarle lo más que se pueda al cantante. Esto lo descubrimos porque en un concierto en Bogota, un promotor le pide a Joe que convenza a Luis Miguel de cantar en un auditorio nuevo en Lima, Perú. Si acepta les pagará ocho millones, cuando Joe le cuenta al cantante y a Mauricio el plan, Mauricio lo rechaza porque le parece que el lugar no es para la talla de LuisMi y además están cansados. Joe le dice al cantante que les pagaran 6 millones (quedándose con dos) y entonces aceptan. El concierto en Lima está por arrancar y parece que las instalaciones no son las más adecuadas. Un problema de audio hace que exploten los niveles de sonido ocasionándole a Luis Miguel un fuerte dolor en el tímpano en pleno escenario, por el cual se está desmayando. La opinión ¡Por fin dan respuesta al misterio que toda la temporada anterior mantuvieron en secreto! La serie regresa con mucho más presupuesto, se nota en las locaciones, en la ropa, en el maquillaje y en el nivel de producción. Ahora sí podemos decir que estamos frente a la serie más ambiciosa de la plataforma en Latinoamérica. Lo que siempre celebré del trabajo de Diego Boneta fue que no hiciera una imitación de Luis Miguel, si no que creó un personaje basado en El sol. Todo iba bien hasta la escena en la que aparece cantando “Qué nivel de mujer” en el Auditorio, en 2005. ¡Dios!, su gesticulación tan forzada, su movimiento de comediante de parodias de programa de televisa. Sentí pena ajena al ver ese momento. Espero le baje en futuros episodios a esa manera de interpretarlo porque en verdad todo lo positivo que había entregado aquí lo podría perder. Es un episodio que funciona para regresarnos a este universo, que tal vez muchos habían olvidado, y mostrar el lado poco conocido de un cantante que tiene cuatro décadas como rey de la industria musical. Como la temporada pasada, sus guiones son bastantes elementales, no hay profundidad, no hay gran investigación y se sabe que muchas cuestiones fueron alteradas para darle más peso a la dramatización. Pero es algo que ya sabemos desde un inicio y lo aceptamos. Espero que ahora que tuvimos crecimiento en presupuesto también lo tengamos en la historia. Recomenadado: Canciones de Luis Miguel para toda ocasión.

Capítulo 2: Noche de paz
Cine

Capítulo 2: Noche de paz

En el capítulo dos de Luis Miguel, la serie empezamos afuera de la casa de Las Matas en Madrid, en 1992. Luis Miguel (Diego Boneta) platica con el agente de Massad. La idea es entrar a la casa y escavar hasta encontrar el cuerpo de Marcela. El problema: la casa ya fue vendida y es habitada por otra familia que tiene niños pequeños. El investigador propone asustar a la familia (ya sea con un incendio o robo) para poder sacarlos y hacer su trabajo, pero al cantante le preocupa las personas que viven ahí, así que le propone el plan de comprar esa casa y poder hacer lo que quieran con ella. Ahora nos vamos a la Ciudad de México, donde Alex (JuanPa Zurita) le dice a Luis Miguel que Sergio (Axel Llunas) extraña a su abuela Matilde (Lola Casamayor) y que además está preocupado por la salud de su hermano mayor, ya que desde que Tito (Martín Bello) le dijo que su mamá fue asesinada por su papá, LuisMi ya no come, duerme, nada, ni ve a Érika (Camila Sodi). En la oficina, Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero) le consiguió al cantante la portada de ERES y la oportunidad de cantar en los premios ERES. LuisMi rechaza la idea porque no quiere presentarse en ningún lado sin material nuevo. Solo tienen en la mente una cosa: entrar a la casa de Las Matas para encontrar el cuerpo de su mamá así que le exige a Hugo López (Cesar Bórdon) que la compre sin importar el precio, pero la gente que vive ahí no quiere venderla. El cantante lo amenza diciéndole que su trabajo es ayudarlo y no nada más darle difusión. En casa de Hugo descubrimos que Joe (Juan Ignacio Cane), es José, su chofer muchísimos años antes de que se convierta en asistente del sol. Recomendado: Resumen del capítulo 1 de la temporada 2 de Luis Miguel, la serie. En la portada de ERES, Mickey no está atento, se siente disperso y termina dejando la sesión porque el investigador le marca para presionarlo con entrar a la casa a su manera (ilegal). El cantante acepta y discute con su hermano Alex por su obsesión con eso. Alex va con Hugo, porque necesita ayuda para poder controlar a Luis Miguel. Todo va mal en la vida del cantante. Erika también le reclama su abandono, por lo que ha decidido irse a vivir a Nueva York con una amiga. En este momento nos queda claro que ambos terminan su relación. Hugo platica con Mickey y le dice que aunque compre la casa, jamás quedará satisfecho; debe aceptar las cosas o no podrá ser feliz con lo que tiene. Aquí entraría perfecto la canción “Satisfied” de Hamilton: “He will never be satisfied, I will never be satisfied”. Por ultimo, Hugo le recuerda a Luis Miguel sobre su hija Michelle (Valery Sais) a quien no conoce ni tiene contacto, y le propone buscarla. El cantante al principio rechaza la idea. Patricio trata de impresionar al sol por lo que se pone a buscar música nueva que lo inspire a empezar a hacer su disco y encuentra una canción de Juan Luis Guerra, la cual le pone a LuisMi, quien reacciona de manera agresiva porque lo tocó y pide que lo corran. Luis Miguel y Sergio tienen un momento cercano viendo un video viejo de sus papás juntos. Sergio le pregunta a su hermano mayor si se querían mucho y el cantante llorando le responde que sí, muchísimo. Esto hace que Luis cancelé la operación de la compra de la casa, para con esto darle carpetazo al caso de su mamá. Días después, el cantante escucha la canción de Juan Luis Guerra y le encanta; entonces perdona a Patricio y empiezan trabajar en ella, la canción es “Hasta que me olvides”. Esta etapa de la serie cierra con Luis Miguel conociendo a su hija Michelle. Ahora vámonos a 2005 en donde Luis Miguel está muy herido en el hospital por la presentación en Lima, Perú y por la que perdió la mitad del oído. Enojado quiere demandar al promotor y hundir el foro donde se presentó, pero como fue un cortocircuito no pueden hacer nada. Joe está en problemas. El promotor del concierto (del cual se robó dinero a escondidas) le exige que le regrese su dinero o demandará a Luis Miguel por incumplimiento de contrato. Luis regresa a la casa. Está deprimido y se pone a beber. En las noches no puede dormir por un zumbido molesto en su oído. En otra escena vemos al cantante en Acapulco bailando en antro y le sucede lo mismo del zumbido. El alcoholismo se empieza a apoderar del cantante, quien borracho desea grabar un disco navideño, pero tira todo porque no se puede ni parar. El zumbido lo lastima, tanto que se desmaya pareciendo este el fin de su carrera. Foto: Cortesía Netflix. La opinión De este episodio podemos rescatar 10 minutos y desechar los otros restantes, ya que no cuentan nada, solo paja de lo mismo. Mínimo ya por fin acabamos con el tema de la mamá, espero no lo vuelva a tocar la serie o solo nos estará diciendo lo que he llegado a pensar: ¡Sin el tema de Marcela no tienen historia! Las actuaciones cumplen aunque no son nada fuera de lo común. Extraño ese rollo de cultura pop que tenía la primera entrega que, en cuanto terminaba el episodio, rápido buscabas en internet si lo presentado en realidad había ocurrido, y si sí, lo comparabas con la serie. Me alegro que el capítulo dos salió en combo con el primero, porque es un capitulo débil que no aporta mucho. Bien por la escena tierna del reencuentro con su hija, muchas personas caerán rendidas a ese momento telenovelero. Los productores saben muy bien a quién va dirigida la serie. Recomendado: 10 estrenos imperdibles para ver en Netflix en abril.

Capítulo 3: Suave
Cine

Capítulo 3: Suave

Empezamos en la mansión de Luis Miguel (Diego Boneta) en 2005. Él sigue desconcertado por el accidente que sufrió en el concierto de Lima, Perú. La soledad hace que le marqué a Sophie (Pikar Santacruz) porque quiere ver a la hija que tuvieron juntos, pero ella molesta lo rechaza ya que no la ha buscado en once años. En 1993, el cantante está teniendo muchos problemas para terminar su disco Aries, pero su nueva novia Paola (Fátima Molina) lo ayuda a relajarse. De camino a la pista de hielo San Jerónimo donde Micky verá a sus hermanos escucha en la radio “No lo harás”, la nueva canción Cris Valdés, un artista al que le está yendo muy bien y no le encanta nada al protagonista de la serie. En la pista de hielo Alex (JuanPa Zurita) le pregunta por su romance con “Everybody loves Banana” haciéndonos entender que Paola, la nueva conquista de LuisMi es Paty Mantorela de Garibaldi. Alex le presume que va a tener una cita pronto. En el estudio de grabación, el cantante batalla para encontrar un nuevo estilo musical junto con Kiko Cibrián (Bibí Marín del grupo Reik) mientras Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero) le insiste a Micky que vayan a Viña del Mar ya que le están comiendo el mandado y necesita estar presente en la mente del público. LuisMi rechaza la idea y se va de fiesta al BAR BAR con Paola donde al principio tiene toda la atención de las personas que están ahí, pero ponen la canción de Cris Valdés y el público se vuelve loco provocando su rabia así que acepta tocar en Viña. En casa, su hermano Sergio (Axel Llunas) le pide a Luis que hagan un viaje juntos porque se siente solo y él acepta prometiendo llevarlo a Acapulco. Luis Miguel sigue en contacto con su pequeña hija Michelle (Valery Sais) a quien le promete no fallar a su fiesta de cumpleaños, Sophie no le cree, pero le promete que regresando de Viña estarán juntos todo el tiempo. Antes de irse a Chile, el cantante le prohíbe a Alex llevar gente a su casa, agarrar el auto, tomar sus vinos ni usar su tele. En Viña del Mar, Paola y LuisMi lo están pasando genial y antes de que salga al escenario se encuentra con Cris Valdés que es el mismísimo Cristian Castro. El sol no puede esconder su cara de desprecio y celos. Ahí descubre que Kiko produjo el disco de su rival por lo que decide correrlo antes de salir a cantar. En ese viaje, el Doc (Gabriel Nuncio) recibe una llamada para informarle que Alex está en el hospital porque sufrió un accidente en Reforma manejando el automóvil de Luis, pero Patricio le prohíbe al Doc que le diga al cantante o este va a cancelar todo lo pactado en Chile y no puede hacerlo. De regreso a México, LuisMi regaña y humilla a su hermano por desobedecerlo además anuncia que hará una gira mundial haciendo a un lado la producción de su nuevo álbum y faltando a la fiesta de cumpleaños de Michelle. Alex McCluskey (Cesar Santa Ana) convence a Micky de que no haga la gira y mejor se dedique a su álbum porque siempre tendrá competencia, pero debe aprender a mejorar y no ponerse a pelear contra ellos. Le cuenta un ejemplo de cuando su papá Luisito Rey arruinó que QUEEN diera un mega concierto en México por celos y al final la única presentación que dieron en país fue un fiasco. LuisMi entiende la lección y se disculpa con Kiko Cibrián a quien lo convierte en productor de Aries porque él puede ayudarlo a hacer un disco moderno y juntos graban “Suave”. Como dato que no sale en la serie, por este disco ambos ganaron un grammy a Mejor álbum pop en español. LuisMi sigue molesto con su hermano Alex a quien corre de su casa y Sergio no quiere estar con su hermano mayor porque le mintió sobre el viaje a Acapulco ya que él quería ir con sus hermanos. En esta línea del tiempo el cantante termina el episodio solo. Ahora nos vamos a 2005 en el que la adolescente Michelle (Macarena Achaga) le reclama a su mamá por rechazar la invitación de su papá para verla. Ella tiene curiosidad en saber quién es él. Entonces le hablan a Mauricio Ambrossi (el español Fernando Guallar), quien es el mejor amigo y asistente del cantante. Este le termina dando el número personal de LuisMi a su hija para que le marque cuando ella este lista. Durante el rodaje de un gran comercial en un yate de una cerveza… Michelle le marca a su papa y deciden verse. Ella está muy nerviosa, pero poco a poco empiezan a relajarse y hasta se burla de los títulos pocos originales de su discos. Al final fue una gran noche y  Michelle ya no quiere irse a vivir a Miami con su mamá, prefiere quedarse en México con su padre para poder conocerlo mejor. Sophie rechaza la idea, pero a Michelle no le importa, ya está decidida a hacerlo. El único problema es que nunca le dijo a LuisMi y cuando le cuenta su idea él no acepta que vivan juntos así que se decepciona. Mauricio la busca para decirle que no se rinda ya que pronto su papá se ira abriendo con ella. En esta línea del tiempo el cantante también termina el episodio solo. Por fin regresaron las referencias a la cultura pop del pasado que tanto nos gustaban y que ya no estaban presentes en la serie. La supuesta rivalidad con Cristian Castro y el romance con Manterola harán que los programas de espectáculos no dejen de hablar de este episodio durante toda la semana en lo que sale uno nuevo. Siguen presentándonos a un Luis Miguel Bidimensional: el soberbio ególatra y la pobre victima solitaria, no hay otra capa, no tiene más que eso. La ventaja es que Diego Boneta sabe sacarle provecho para él lucirse y parece ya entendió como representar a la versión adulta que en episodios pasados molestaba su forzada gesticulación y movimientos. ¿En qué momento alguien dijo: denle más peso a JuanPa Zurita? Su trabajo es parco, frio, sin carisma, solo sabe hacer un tono de voz. Entiendo que es el influencer más popular de latam, pero un personaje como Alex se merecía un actor, punto, solo un actor que lo interpretará. Sin Luisito Rey la serie busca desesperadamente encontrar un villano y solo nos meten a unos de pacotilla que ni imponen ni dicen nada, Patricio ya está perfilado para justo eso y que flojera. La historia avanzó dos casillas: Micky sin poder terminar su disco y su acercamiento a Michelle. Es todo, no hay más historia ¿Estamos conscientes que la temporada tendrá solo ocho episodios? Ya casi vamos a la mitad y no estamos obteniendo mucho, mínimo ya no más Marcela, pero no existe más, ¿Solo personas malas y soledad? Estuvo entretenido a secas.

Capítulo 4: Ayer
Cine

Capítulo 4: Ayer

  Es 1993 y vemos el video de la primera canción que saldrá del disco Aries: “Ayer”. Luis Miguel (Diego Boneta) no está muy convencido con el producto mientras Hugo López (César Bordón) y Alex McCluskey (Cesar Santa Ana) le dicen que es bueno y que ya no le mueva más, ya que es el disco que más caro les ha costado producir. Pero Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero) apoya al cantante porque quiere que funcione para el público que consume MTV y Telehit, y se ofrece a producir otro video. Sophie (Pikar Santacruz) decide darle otra oportunidad a Micky con su hija Michelle (Valery Sais) dejándosela un fin de semana. El único problema es que son los mismos días que filmará el videoclip, pero de todas formas acepta cuidar a la niña. El cantante tiene un poco de problemas cuidando a Michelle, quien no lo deja solo ni un momento. Ella le menciona que su tía Alejandra dice que todas sus canciones suenan igual. Otra mini historia es la de Sergio (Axel Llunas), quien se va Madrid a un campamento de verano acompañado del Doc (Gabriel Nuncio). Ahí ve a su abuela Matilde (Lola Casamayor) y a ella le cuenta que se la pasa todo el tiempo solo, porque LuisMi está ocupado con el álbum y que corrió a Alex (JuanPa Zurita) de la casa. De regreso al videoclip, el director Gustavo Garzón tienen un par de diferencias porque el cantante no le presta atención, ya que se la pasa todo el tiempo cuidando a su hija; hasta que la producción le pide a la secretaria Gaby (Minnie West) que se convierta en niñera. El cantante termina teniendo sexo con ella y Michelle se pierde. Al final, Luis Miguel decide terminar antes el video para pasar más tiempo con Michelle a quien le cuenta un cuento en italiano que le contaba su mamá. Patricio se siente decepcionado, porque no pudo con la presión de ser productor del video, pero conoce a Joe (Juan Ignacio Cane), el chofer de Hugo, quien en el futuro se convertirá en asistente principal de El sol y su tour manager. Hablando de Hugo, el personaje sufre un desmayo en el episodio y al final nos rebela que le regresó el cáncer. Esta etapa de la serie termina con Michelle y LuisMi muy felices con su fin de semana haciendo que Sophie los deje verse más seguido. En 2005, el cantante está analizando la opción de comprar un viñedo, decisión que nadie entiende, en especial Mauricio (Fernando Guallar). Así nos presentan a Azucena (Teresa Ruiz), quien será la encargada de ver todo lo relacionado con la compra del viñedo. Michelle (Macarena Achaga) está apunto a salir de viaje y de sorpresa llega LuisMi en un Bentley de lujo para llevarla al aeropuerto. Al principio tienen una plática complicada: ella está molesta con él, pero en el trayecto El sol le confiesa que tiene miedo de no volver a cantar porque los doctores ven muy delicada su situación; esa es la razón por la que está comprando un viñedo, para tener un plan b. El cantante le pide que no se vaya de viaje y que mejor se quede a vivir con él, pero su hija lo rechaza. Azucena empieza a revisar las finanzas del cantante y sus giras, ya que al parecer hay cifras incorrectas. Esto pone un poco nervioso a Mauricio.El episodio termina con Michelle llegando de sorpresa a casa de LuisMi para mudarse a vivir con su papá. La opinión El episodio más flojo de la segunda temporada. No sucedió mucho, vimos la recreación de un video y los lazos paternos del protagonista. Para ser una serie que constará solo de ocho capítulos fue mucha paja y poca carnita. Mínimo se agradece que JuanPa estuvo ausente en este. Diego y la actriz Valery Saiz tienen química juntos, haciendo que sus momentos juntos sean lo único rescatable de episodio. Desde los capítulos anteriores, la historia de 2005 es la que menos fuerza tiene y en este episodio no fue la excepción, salvo la entrada de Azucena no hay mucho que pueda rescatar.

Capítulo 6: El día que me quieras
Cine

Capítulo 6: El día que me quieras

  Es 1994 y estamos en la famosa casa de Acapulco de Luis Miguel a la que llega de sorpresa Rene León (Juan Carlos Remolina) para agradecerle al cantante por ayudar para la vente de WEA, que ahora le pertenece a Warner Music, convirtiéndola en la mayor distribuidora musical de la época. Warner desea hacer segunda parte de Romance ya que la primera fue el disco más vendido en la historia de la música en español. LuisMi no quiere trabajar ya que sigue dolido por la muerte de Hugo López (César Bordón). En las oficinas de Publishow hay una reunión con Kiko Cibrián (Bibi Marín) y Armando Manzanero (Pierre David) para detallar todo sobre Romances 2. Alex McCluskey (Cesar Santa Ana) tienen problemas para que la junta salga bien ya que Manzanero tiene una actitud hostil contra Cibrián y el hechon de que Luis Miguel no esté presente. Alex le exige a Micky que se reúna con ellos y el cantante acepta solo si lo hacen en su casa de Acapulco. La abuela Matilde (Lola Casamayor) sigue peleando para ver a su nieto Sergio (Axel Llunas) mientras que en un elevador, Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero) y Joe (Juan Ignacio Cane) tienen una junta para ver cómo mover todo a su beneficio y sacarle provecho a Micky,  ¡Los villanos de la temporada nunca descansan! En Acapulco, Armando y Kiko siguen discutiendo ya que tienen visiones muy distintas, uno quiere hacer boletos y el otro quiere agarrar clásicos rancheros cambiándoles el tono. LuisMi no opina nada al respecto lo que desespera a Manzanero. El cantante y Patricio se van al Baby O y regresan en la mañana, lo que hace que Manzanero renuncie por la falta de profesionalismo de El Sol. Parece que el disco se va a posponer. Micky crudo escucha las versiones que Kiko hace de “El Día que me quieras” la cual le agrada. De regreso a la CDMX, Erika (Camila Sodi) llega a su casa, pero este la rechaza por no apoyarlo cuando murió Hugo. Ella se va y en ese momento Micky se arrepiente y se reconcilian con un gran beso y la canción que pone título al episodio de fondo. El cantante se disculpa con Manzanero y le pide que trabajen juntos. En la vida real, después de este disco, Armando y Luis Miguel nunca se volvieron a hablar porque el cantante le faltó el respeto varias veces al fallecido compositor yucateco en la producción de este disco. Alex y LuisMi pelean por Patricio ya que McCluskey no confía en él y lo quiere defender aunque Micky se lo prohíbe porque el villano le ha lavado el cerebro. Todo termina con la abuela revelando que la periodista Cinthya Casas la está buscando para hablar del paradero de Marcela Basteri (Anna Favella). Ahora nos vamos a 2006, es diciembre y LuisMi continua con su disco navideño, parece que esas canciones ya las puede cantar bastante bien mientras Michelle (Macarena Achaga) está emocionada por el regalo que le va a dar a su papá, lo que no esperaba es que el cantante se fue solo a Las Vegas sin decirle nada. Ella está deprimida y Mauricio (Fernando Guallar) trata de consolarla. Michelle decide irse de la casa para siempre. En Lima, Perú, Azucena (Teresa Ruiz) se reúne con el promotor del concierto que vimos en el primer episodio de la temporada y por el cual Micky casi pierde el oído. Este señor le revela a Azucena que él hizo todo bien, los abusivos fueron los de la empresa de LuisMi y señalan a Mauricio como la persona que está le está haciendo transas y le roba dinero al cantante. Joe manipulo toda esta información. Micky está en las Vegas apostando cuando de la nada llega Mauricio para regañarlo por abandonar a Michelle, LuisMi decide regresar a México para verla, pero en el camino le advierte a su amigo que no le encanta la relación tan cercana que está teniendo con su hija. Al final Michelle y su papá se reconcilian ya que este le cuenta que esas fechas le traen mucho dolor porque es cuando su mamá cumple años y lo pone muy mal. Otro episodio en el que no pasa nada, la trama avanza como si fuera caminando de rodillas. Pocas referencias a la cultura pop, la más importante fue Armando Manzanero, pero lo presentan de una manera plana y un poco a la defensiva. No vemos el proceso de creación de Romances 2 ni nada, solo dramita aburrido, ¿En verdad LuisMi no puede tomar ninguna decisión? Todos los personajes la toman por él y este se queda siempre con mirada melancolía. La reunión de los villanos es digna de cualquier novela de Thalia, siento que no tienen idea de cómo hacer que exista tensión en esta serie y buscan la manera más básica del mundo. La idea es mostrar que con la fama no puedes confiar en nada, pero sean un poco inteligentes y menos flojos para plantearlo. Nivel de producción de dos pesos, buscan lugares que no exijan mucho trabajo y presupuesto, se nota muchísimo. Que flojera la trama de 2006, es la más floja de todas, al final por fin existe un clonficto que esperemos aporte algo porque este estira y afloja del cantante con su hija es de lo menos atractivo que puede existir. Por último, LuisMi tiene novia nueva cada dos días y aquí no puede superar a Erika, con quien en la vida real ya había terminado en esas fechas. Solo nos demuestran que en esta temporada no tienen historia, no tienen idea de cómo llevarla y que ir a misa los domingos en lugar de ver el episodio es menos aburrido.

Capítulo 7: Entrégate
Cine

Capítulo 7: Entrégate

Por fin empezamos 2006 para irnos directamente al momento en que Luis Miguel (Diego Boneta) se enfrenta Mauricio (Fernando Guallar) por traidor y robarle por tanto tiempo. Mauricio le jura que él no tuvo nada que ver, que es su amigo de verdad y jamás lo traicionaría. LuisMi está enojado y lo compara con su mismísimo padre, Luisito Rey (Óscar Jaenada), esto le parte el alma a Mauricio, quien decide renunciar. De ahí nos vamos a 2007 cuando el cantante se siente listo para cantar algo que no sea navideño y que lo rete, intenta interpretar “Entrégate”, un clásico de su álbum de 1990, 20 años, pero no le sale y queda totalmente deprimido. No es un buen día para Mauricio ya que también Michelle (Macarena Achaga) le reclama por robarle a su papá y básicamente por enamorarla aunque él tenga novia, ¡El drama! Unos días después, Luis Miguel le pide a Azucena (Teresa Ruiz) que lo ayude a traer a México al promotor de Lima, Perú, haciéndole creer que le va a hacer un concierto gratis, pero realmente lo que quieren es descubrir la verdad sobre quien es el que lo estafa. Esta etapa de la historia termina con LuisMi despidiendo a Joe (Juan Ignacio Cane) por ladrón, disculpándose con Mauricio y cantando “Entrégate” como Dios manda. Sin olvidar el beso que por fin se dan Mauricio y Michelle. Ahora nos vamos a 1994, ya que el cantante está nervioso por las amenazas que le hizo su abuela Matilde (Lola Casamayor) de contarle todo a la periodista Cinthya Casas si no lo deja ver a Sergio (Axel Llunas). Al final Micky sede y le permite verlo de todas las tardes de lunes a jueves, rentarle una casa con jardín grande y permitir que el niño ensaye canto en su estudio. Erika (Camila Sodi) se muda con él aunque no está 100% segura, pero organiza una cena con sus papás para que todos estén felices. El momento intenso del episodio fue cuando Sergio está ensayando y entra Luis Miguel para trabajar con él, exigiéndole una y otra vez que lo haga bien, le grita, le regaña y dice “coño” cada dos segundos, o sea se está convirtiendo en su papá. La idea del cantante es hacer que su hermano menor sienta mucha presión y decida dejar la música, pero la abuela es más lista de lo que parece y consigue meterlo a un concurso musical en Madrid. Alex McCluskey (Cesar Santa Ana) desea crecer su empresa Publishow por lo que tiene una junta con la cantante italiana Laura Pausini. Joe se entera de esto y le avisa Patricio Robles (Pablo Cruz Guerrero) para tenderle una trampa en la cual cae LuisMi, quien se molesta por ver que andan en busca de otro talento, así que discuten fuertemente y el cantante lo amenza con salirse. Obviamente Alex sabe que fue Patricio el que ideo todo y termina corriéndolo. Al parecer este era plan del perverso, Patricio fuera de Publishow le ofrece a Micky ser su nuevo manager y este termina aceptando con la condición de que le ayude a liberarse de la abuela Matilde. Adiós McCluskey. Después vemos como llega Patricio al estudio con un contrato de Warner para Sergio y necesita ser firmado por la abuela, pero ella no confía mucho a pesar de que su nieto está emocionado. Al final Patricio le dice que las cláusulas del contrato le impiden que ella pueda poner a Sergio a cantar hasta que tenga 18 años, pero Matilde no lo firmo solo puso la palabra: GILIPOLLAS. El cantante está haciendo unas entrevistas para su nuevo disco y es turno de Jesy, una periodista que le roba la atención a Micky, tanto que llega tarde a la cena familiar que había organizado Erika. Por el acento del personaje y que era 1994, esto indica que se trata de Diasy Fuentes, la conductora cubano americana con la que LuisMi tuvo una relación de 1995 a 1998. La serie termina con la abuela molesta dándole una entrevista a Cinthya Casas diciéndole: ¿Tú sabes qué sucedió con Marcela Basteri? El punto débil de la serie (uno de tantos) sigue siendo la línea del tiempo de 2004-2007, es la historia más floja, que baja el ritmo y que no tiene mucho que contar, le invierten más tiempo del que deberían. Al parecer el drama que han mostrado no le da sabor, todo se resuelve rapidísimo a pesar de que se fue planteando desde el inicio de la temporada y de la nada se deshacen del villano de esta etapa. En este episodio por fin avanzan las cosas y vemos que tiene una dirección, aunque sigue llena de pajas argumentales. Si vas a meter a Laura Pausini mínimo una escena de ambos cantantes conviviendo, es algo que tal vez no sucedió, pero con eso le das gusto al espectador que en este temporada no ha tenido algún momento placentero culposo. Me cuesta mucho trabajo creer que realmente todo se trate de gente malvada alrededor del cantante que lo manipula, estafa y él se deja porque casi, casi no tiene como conciencia o voto en las decisiones. El protagonista es un pelele que es víctima de la maldad de los alrededores. Es el penúltimo episodio de la temporada y tal cual como lo venía intuyendo va a terminar sin fuerza ni un arco argumental que valga la pena. La serie nunca fue perfecta, pero representaba entretenimiento y ahora ni eso nos están entregando.