Restaurantes para amantes del diseño en la CDMX

En colaboración con Disenia te invitamos a estos lugares en los que su interiorismo y mobiliario son razón para dedicarles una o más comidas
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Por Time Out México editores |
Advertising

Los restaurantes de la CDMX van mucho más allá de la gastronomía, la alta cocina o lo gourmet. 

La oferta gastronómica cada vez se vuelve más variada. Este boom que satisface el paladar, también abre sus puertas a otros talentos que traducen conceptos en experiencias y espacios para estimular los demás sentidos.

Si además de ser foodie te considerás un amante del diseño, la selección de Disenia te dará un amplio mapa de lugares a los que vale la pena visitar tanto por su menú como por su propuesta de mobiliario e interiorismo. Consulta más recomendaciones en su página.

Huset

Huset
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Huset

icon-location-pin Roma

El nuevo punto de interés gastronómico en la Roma es Huset, tanto por su propuesta gastronómica que han denominado “Cocina de campo”, como por la concepción de todo el espacio. Además de albergar este nuevo restaurante, también lo ocupa un estudio de yoga, un bed&breakfast, un nail spa, una cafetería librería, una tienda de diseño y un bar. En fin, se trata de un lugar donde encontrarás más que un buen menú. En cuanto a Huset, la decoración y la iluminación estuvieron, literalmente, en las manos de Walter Meyenberg. Él junto con su esposa Paty Baro concibieron el lugar. Para la obra contaron con el apoyo del arquitecto Juan Pablo Wolffer.

Lo más interesante del mobiliario de Huset es que utilizaron materiales crudos y maderas. Además  reciclaron mobiliario antiguo que ya estaba en la casa. La reutilización y los materiales orgánicos fueron los parámetros principales para dar con el mobiliario ideal para el local.

El resultado final se dio de manera muy natural, según afirma Meyenberg: “hubo un momento en que solamente el espacio por sí solo con las plantas, las maderas y la grava no pedía mucho más”. Se trata de un lugar que complementaron con elementos reciclados como metales, pisos, ventanas, fierro, grava y mobiliario de la casa, objetos para apreciar junto a elementos como las mesas de seis personas en la terraza, la barra o el espejo en el salón.

Time Out dice
Huset
Foto: Cortesía Disenia
Restaurantes

Huset

icon-location-pin Roma

El nuevo punto de interés gastronómico en la Roma es Huset, tanto por su propuesta gastronómica que han denominado “Cocina de campo”, como por la concepción de todo el espacio. Además de albergar este nuevo restaurante, también lo ocupa un estudio de yoga, un bed&breakfast, un nail spa, una cafetería librería, una tienda de diseño y un bar. En fin, se trata de un lugar donde encontrarás más que un buen menú. En cuanto a Huset, la decoración y la iluminación estuvieron, literalmente, en las manos de Walter Meyenberg. Él junto con su esposa Paty Baro concibieron el lugar. Para la obra contaron con el apoyo del arquitecto Juan Pablo Wolffer.

Lo más interesante del mobiliario de Huset es que utilizaron materiales crudos y maderas. Además  reciclaron mobiliario antiguo que ya estaba en la casa. La reutilización y los materiales orgánicos fueron los parámetros principales para dar con el mobiliario ideal para el local.

El resultado final se dio de manera muy natural, según afirma Meyenberg: “hubo un momento en que solamente el espacio por sí solo con las plantas, las maderas y la grava no pedía mucho más”. Se trata de un lugar que complementaron con elementos reciclados como metales, pisos, ventanas, fierro, grava y mobiliario de la casa, objetos para apreciar junto a elementos como las mesas de seis personas en la terraza, la barra o el espejo en el salón.

Time Out dice
Advertising
Huset
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Huset

icon-location-pin Roma

El nuevo punto de interés gastronómico en la Roma es Huset, tanto por su propuesta gastronómica que han denominado “Cocina de campo”, como por la concepción de todo el espacio. Además de albergar este nuevo restaurante, también lo ocupa un estudio de yoga, un bed&breakfast, un nail spa, una cafetería librería, una tienda de diseño y un bar. En fin, se trata de un lugar donde encontrarás más que un buen menú. En cuanto a Huset, la decoración y la iluminación estuvieron, literalmente, en las manos de Walter Meyenberg. Él junto con su esposa Paty Baro concibieron el lugar. Para la obra contaron con el apoyo del arquitecto Juan Pablo Wolffer.

Lo más interesante del mobiliario de Huset es que utilizaron materiales crudos y maderas. Además  reciclaron mobiliario antiguo que ya estaba en la casa. La reutilización y los materiales orgánicos fueron los parámetros principales para dar con el mobiliario ideal para el local.

El resultado final se dio de manera muy natural, según afirma Meyenberg: “hubo un momento en que solamente el espacio por sí solo con las plantas, las maderas y la grava no pedía mucho más”. Se trata de un lugar que complementaron con elementos reciclados como metales, pisos, ventanas, fierro, grava y mobiliario de la casa, objetos para apreciar junto a elementos como las mesas de seis personas en la terraza, la barra o el espejo en el salón.

Time Out dice
Huset
Foto: Cortesía Disenia
Restaurantes

Huset

icon-location-pin Roma

El nuevo punto de interés gastronómico en la Roma es Huset, tanto por su propuesta gastronómica que han denominado “Cocina de campo”, como por la concepción de todo el espacio. Además de albergar este nuevo restaurante, también lo ocupa un estudio de yoga, un bed&breakfast, un nail spa, una cafetería librería, una tienda de diseño y un bar. En fin, se trata de un lugar donde encontrarás más que un buen menú. En cuanto a Huset, la decoración y la iluminación estuvieron, literalmente, en las manos de Walter Meyenberg. Él junto con su esposa Paty Baro concibieron el lugar. Para la obra contaron con el apoyo del arquitecto Juan Pablo Wolffer.

Lo más interesante del mobiliario de Huset es que utilizaron materiales crudos y maderas. Además  reciclaron mobiliario antiguo que ya estaba en la casa. La reutilización y los materiales orgánicos fueron los parámetros principales para dar con el mobiliario ideal para el local.

El resultado final se dio de manera muy natural, según afirma Meyenberg: “hubo un momento en que solamente el espacio por sí solo con las plantas, las maderas y la grava no pedía mucho más”. Se trata de un lugar que complementaron con elementos reciclados como metales, pisos, ventanas, fierro, grava y mobiliario de la casa, objetos para apreciar junto a elementos como las mesas de seis personas en la terraza, la barra o el espejo en el salón.

Time Out dice

Sud 777

Sud 777
Foto: Roberto Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Sud 777

icon-location-pin Jardínes del Pedregal

El restaurante Sud 777, ubicado en Jardines del Pedregal, es un multi­concepto basado en una antigua casa típica de esta zona de la ciudad. Se buscaron espacios que mezclaran apertura e intimidad: desniveles, terrazas, espejos de agua, por nombrar algunas características. La obra cobró vida gracias a la colaboración entre Sergio Berger, el despacho de arquitectos Niz-Chauvet y el diseñador Adan Carabes.

La madera y la piedra son protagonistas en muebles y fachadas en este espacio de varios ambientes, cuyo patio interno que sirve de área privada que vale la pena visitar por su elegante acomodo. Otro punto de atención para los amantes del diseño es la mesa del chef, ubicada al centro del restaurante, pues posee todo el protagonismo debido a que representa una experiencia gastronómica de la mano de su chef Edgar Núñez.

Time Out dice
Sud 777
Foto: Roberto Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Sud 777

icon-location-pin Jardínes del Pedregal

El restaurante Sud 777, ubicado en Jardines del Pedregal, es un multi­concepto basado en una antigua casa típica de esta zona de la ciudad. Se buscaron espacios que mezclaran apertura e intimidad: desniveles, terrazas, espejos de agua, por nombrar algunas características. La obra cobró vida gracias a la colaboración entre Sergio Berger, el despacho de arquitectos Niz-Chauvet y el diseñador Adan Carabes.

La madera y la piedra son protagonistas en muebles y fachadas en este espacio de varios ambientes, cuyo patio interno que sirve de área privada que vale la pena visitar por su elegante acomodo. Otro punto de atención para los amantes del diseño es la mesa del chef, ubicada al centro del restaurante, pues posee todo el protagonismo debido a que representa una experiencia gastronómica de la mano de su chef Edgar Núñez.

Time Out dice
Advertising
Sud 777
Foto: Roberto Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Sud 777

icon-location-pin Jardínes del Pedregal

El restaurante Sud 777, ubicado en Jardines del Pedregal, es un multi­concepto basado en una antigua casa típica de esta zona de la ciudad. Se buscaron espacios que mezclaran apertura e intimidad: desniveles, terrazas, espejos de agua, por nombrar algunas características. La obra cobró vida gracias a la colaboración entre Sergio Berger, el despacho de arquitectos Niz-Chauvet y el diseñador Adan Carabes.

La madera y la piedra son protagonistas en muebles y fachadas en este espacio de varios ambientes, cuyo patio interno que sirve de área privada que vale la pena visitar por su elegante acomodo. Otro punto de atención para los amantes del diseño es la mesa del chef, ubicada al centro del restaurante, pues posee todo el protagonismo debido a que representa una experiencia gastronómica de la mano de su chef Edgar Núñez.

Time Out dice
Sud 777
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Sud 777

icon-location-pin Jardínes del Pedregal

El restaurante Sud 777, ubicado en Jardines del Pedregal, es un multi­concepto basado en una antigua casa típica de esta zona de la ciudad. Se buscaron espacios que mezclaran apertura e intimidad: desniveles, terrazas, espejos de agua, por nombrar algunas características. La obra cobró vida gracias a la colaboración entre Sergio Berger, el despacho de arquitectos Niz-Chauvet y el diseñador Adan Carabes.

La madera y la piedra son protagonistas en muebles y fachadas en este espacio de varios ambientes, cuyo patio interno que sirve de área privada que vale la pena visitar por su elegante acomodo. Otro punto de atención para los amantes del diseño es la mesa del chef, ubicada al centro del restaurante, pues posee todo el protagonismo debido a que representa una experiencia gastronómica de la mano de su chef Edgar Núñez.

Time Out dice

Hotel Carlota

Hotel Carlota
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Qué hacer

Hotel Carlota

icon-location-pin Cuauhtémoc

La oficina de arquitectura de Javier Sánchez (JSA Arquitectura) junto con el equipo de interiorismo liderado por Jorge Madagua e Ignacio Cadena fueron los encargados del diseño e interiorismo del Hotel Carlota, así como el de su restaurante.

Este equipo creativo le extendió una invitación al estudio de diseño La Metropolitana, para que fueran ellos los encargados de diseñar y producir el mobiliario del restaurante. De esta colaboración surgieron cinco piezas que amueblaron el lugar y que, posteriormente, conformaron una colección especial que La Metropolitana denominó Colección C.

Los parámetros para el diseño del restaurant y su mobiliario fueron, principalmente, contar con una estética tradicional pero contemporánea y lograr un ambiente de calidez que hiciera contraste con lo look industrial del resto del hotel.

Cuando tengas la oportunidad de visitarlos, no dejes de prestar atención a las sillas, para las que La Metropolitana desarrolló un nuevo sistema constructivo con acabados naturales y son hechas en madera de poplar, tejidas a mano y con ensambles físicos, es decir, sin tornillos.

Time Out dice
Hotel Carlota
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Qué hacer

Hotel Carlota

icon-location-pin Cuauhtémoc

La oficina de arquitectura de Javier Sánchez (JSA Arquitectura) junto con el equipo de interiorismo liderado por Jorge Madagua e Ignacio Cadena fueron los encargados del diseño e interiorismo del Hotel Carlota, así como el de su restaurante.

Este equipo creativo le extendió una invitación al estudio de diseño La Metropolitana, para que fueran ellos los encargados de diseñar y producir el mobiliario del restaurante. De esta colaboración surgieron cinco piezas que amueblaron el lugar y que, posteriormente, conformaron una colección especial que La Metropolitana denominó Colección C.

Los parámetros para el diseño del restaurant y su mobiliario fueron, principalmente, contar con una estética tradicional pero contemporánea y lograr un ambiente de calidez que hiciera contraste con lo look industrial del resto del hotel.

Cuando tengas la oportunidad de visitarlos, no dejes de prestar atención a las sillas, para las que La Metropolitana desarrolló un nuevo sistema constructivo con acabados naturales y son hechas en madera de poplar, tejidas a mano y con ensambles físicos, es decir, sin tornillos.

Time Out dice
Advertising
Hotel Carlota
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Qué hacer

Hotel Carlota

icon-location-pin Cuauhtémoc

La oficina de arquitectura de Javier Sánchez (JSA Arquitectura) junto con el equipo de interiorismo liderado por Jorge Madagua e Ignacio Cadena fueron los encargados del diseño e interiorismo del Hotel Carlota, así como el de su restaurante.

Este equipo creativo le extendió una invitación al estudio de diseño La Metropolitana, para que fueran ellos los encargados de diseñar y producir el mobiliario del restaurante. De esta colaboración surgieron cinco piezas que amueblaron el lugar y que, posteriormente, conformaron una colección especial que La Metropolitana denominó Colección C.

Los parámetros para el diseño del restaurant y su mobiliario fueron, principalmente, contar con una estética tradicional pero contemporánea y lograr un ambiente de calidez que hiciera contraste con lo look industrial del resto del hotel.

Cuando tengas la oportunidad de visitarlos, no dejes de prestar atención a las sillas, para las que La Metropolitana desarrolló un nuevo sistema constructivo con acabados naturales y son hechas en madera de poplar, tejidas a mano y con ensambles físicos, es decir, sin tornillos.

Time Out dice
Hotel Carlota
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Qué hacer

Hotel Carlota

icon-location-pin Cuauhtémoc

La oficina de arquitectura de Javier Sánchez (JSA Arquitectura) junto con el equipo de interiorismo liderado por Jorge Madagua e Ignacio Cadena fueron los encargados del diseño e interiorismo del Hotel Carlota, así como el de su restaurante.

Este equipo creativo le extendió una invitación al estudio de diseño La Metropolitana, para que fueran ellos los encargados de diseñar y producir el mobiliario del restaurante. De esta colaboración surgieron cinco piezas que amueblaron el lugar y que, posteriormente, conformaron una colección especial que La Metropolitana denominó Colección C.

Los parámetros para el diseño del restaurant y su mobiliario fueron, principalmente, contar con una estética tradicional pero contemporánea y lograr un ambiente de calidez que hiciera contraste con lo look industrial del resto del hotel.

Cuando tengas la oportunidad de visitarlos, no dejes de prestar atención a las sillas, para las que La Metropolitana desarrolló un nuevo sistema constructivo con acabados naturales y son hechas en madera de poplar, tejidas a mano y con ensambles físicos, es decir, sin tornillos.

Time Out dice

Dosis Café

Dosis Café
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Dosis Café

icon-location-pin Roma

Abraham Dichi y Mary Entebi, los dueños de Dosis Café, se aventuraron a abrir una cafetería de especialidad en la Ciudad de México, dejando atrás sus años en San Francisco y Montreal.

Ambos tenían claro qué querían de este lugar y así la idea de decoración y diseño vino de ellos mismos. Pero siempre es necesaria la ayuda de quienes puedan terminar de completar el concepto y para eso contaron con la marca de muebles Furú con la que consiguieron los elementos que terminaron de dar vida al interiorismo del lugar.

Siempre tuvieron claro que querían conservar la madera, el ladrillo, el concreto y el cemento original del local, así como construir ellos mismos muchas de las cosas que hoy se dejan ver en el espacio. Ellos mismos pusieron las plantas, la puerta y la lámpara que está encima de la barra las hicieron ellos. Esta es una de las razones para visitar este café, así como su menú para degustar diversos tipos de esta bebida caliente.

Time Out dice
Decoración de Dosis Café
Foto: Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Dosis Café

icon-location-pin Roma

Abraham Dichi y Mary Entebi, los dueños de Dosis Café, se aventuraron a abrir una cafetería de especialidad en la Ciudad de México, dejando atrás sus años en San Francisco y Montreal.

Ambos tenían claro qué querían de este lugar y así la idea de decoración y diseño vino de ellos mismos. Pero siempre es necesaria la ayuda de quienes puedan terminar de completar el concepto y para eso contaron con la marca de muebles Furú con la que consiguieron los elementos que terminaron de dar vida al interiorismo del lugar.

Siempre tuvieron claro que querían conservar la madera, el ladrillo, el concreto y el cemento original del local, así como construir ellos mismos muchas de las cosas que hoy se dejan ver en el espacio. Ellos mismos pusieron las plantas, la puerta y la lámpara que está encima de la barra las hicieron ellos. Esta es una de las razones para visitar este café, así como su menú para degustar diversos tipos de esta bebida caliente.

Time Out dice
Advertising
Decoración Dosis Café
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Dosis Café

icon-location-pin Roma

Abraham Dichi y Mary Entebi, los dueños de Dosis Café, se aventuraron a abrir una cafetería de especialidad en la Ciudad de México, dejando atrás sus años en San Francisco y Montreal.

Ambos tenían claro qué querían de este lugar y así la idea de decoración y diseño vino de ellos mismos. Pero siempre es necesaria la ayuda de quienes puedan terminar de completar el concepto y para eso contaron con la marca de muebles Furú con la que consiguieron los elementos que terminaron de dar vida al interiorismo del lugar.

Siempre tuvieron claro que querían conservar la madera, el ladrillo, el concreto y el cemento original del local, así como construir ellos mismos muchas de las cosas que hoy se dejan ver en el espacio. Ellos mismos pusieron las plantas, la puerta y la lámpara que está encima de la barra las hicieron ellos. Esta es una de las razones para visitar este café, así como su menú para degustar diversos tipos de esta bebida caliente.

Time Out dice
Dosis Café
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Dosis Café

icon-location-pin Roma

Abraham Dichi y Mary Entebi, los dueños de Dosis Café, se aventuraron a abrir una cafetería de especialidad en la Ciudad de México, dejando atrás sus años en San Francisco y Montreal.

Ambos tenían claro qué querían de este lugar y así la idea de decoración y diseño vino de ellos mismos. Pero siempre es necesaria la ayuda de quienes puedan terminar de completar el concepto y para eso contaron con la marca de muebles Furú con la que consiguieron los elementos que terminaron de dar vida al interiorismo del lugar.

Siempre tuvieron claro que querían conservar la madera, el ladrillo, el concreto y el cemento original del local, así como construir ellos mismos muchas de las cosas que hoy se dejan ver en el espacio. Ellos mismos pusieron las plantas, la puerta y la lámpara que está encima de la barra las hicieron ellos. Esta es una de las razones para visitar este café, así como su menú para degustar diversos tipos de esta bebida caliente.

Time Out dice

Taller 42

Taller 42
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Taller 42

icon-location-pin Roma

En el debate constante que es la función versus la forma al momento de diseñar, la primera fue determinante al momento de dar vida a los espacios que hoy conforman este café ubicado en la colonia Roma de la Ciudad de México.

En el caso de Taller 42, la función principal era dejar a la vista las diferentes posibilidades de un café y, con esto en consideración, la forma se asemeja entonces a un laboratorio en el que el sujeto de experimentación es, precisamente, el café.

Varios de los socios de BUNA Café Rico, lo encargados de hacer este espacio posible, trabajaron en conjunto con Jennifer Duayhe en el diseño interior del lugar.

El mobiliario fue construido a partir de la utilidad que tendría cada área con el fin de mejorar la operación y la experiencia del cliente.

Aparte de la condición funcional del espacio y del mobiliario, para el equipo de Taller 42 era muy importante usar materiales y elementos nuevos. En este sentido, se valieron de componentes y acentos locales, especialmente resinas de pisos con las que construyeron la barra de café que parece salida de una impresora 3D y es uno de los muebles que no deben dejar de apreciar cuando les presten una visita.

Time Out dice
Taller 42
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Taller 42

icon-location-pin Roma

En el debate constante que es la función versus la forma al momento de diseñar, la primera fue determinante al momento de dar vida a los espacios que hoy conforman este café ubicado en la colonia Roma de la Ciudad de México.

En el caso de Taller 42, la función principal era dejar a la vista las diferentes posibilidades de un café y, con esto en consideración, la forma se asemeja entonces a un laboratorio en el que el sujeto de experimentación es, precisamente, el café.

Varios de los socios de BUNA Café Rico, lo encargados de hacer este espacio posible, trabajaron en conjunto con Jennifer Duayhe en el diseño interior del lugar.

El mobiliario fue construido a partir de la utilidad que tendría cada área con el fin de mejorar la operación y la experiencia del cliente.

Aparte de la condición funcional del espacio y del mobiliario, para el equipo de Taller 42 era muy importante usar materiales y elementos nuevos. En este sentido, se valieron de componentes y acentos locales, especialmente resinas de pisos con las que construyeron la barra de café que parece salida de una impresora 3D y es uno de los muebles que no deben dejar de apreciar cuando les presten una visita.

Time Out dice
Advertising
Taller 42
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Taller 42

icon-location-pin Roma

En el debate constante que es la función versus la forma al momento de diseñar, la primera fue determinante al momento de dar vida a los espacios que hoy conforman este café ubicado en la colonia Roma de la Ciudad de México.

En el caso de Taller 42, la función principal era dejar a la vista las diferentes posibilidades de un café y, con esto en consideración, la forma se asemeja entonces a un laboratorio en el que el sujeto de experimentación es, precisamente, el café.

Varios de los socios de BUNA Café Rico, lo encargados de hacer este espacio posible, trabajaron en conjunto con Jennifer Duayhe en el diseño interior del lugar.

El mobiliario fue construido a partir de la utilidad que tendría cada área con el fin de mejorar la operación y la experiencia del cliente.

Aparte de la condición funcional del espacio y del mobiliario, para el equipo de Taller 42 era muy importante usar materiales y elementos nuevos. En este sentido, se valieron de componentes y acentos locales, especialmente resinas de pisos con las que construyeron la barra de café que parece salida de una impresora 3D y es uno de los muebles que no deben dejar de apreciar cuando les presten una visita.

Time Out dice
Taller 42
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Cafés

Taller 42

icon-location-pin Roma

En el debate constante que es la función versus la forma al momento de diseñar, la primera fue determinante al momento de dar vida a los espacios que hoy conforman este café ubicado en la colonia Roma de la Ciudad de México.

En el caso de Taller 42, la función principal era dejar a la vista las diferentes posibilidades de un café y, con esto en consideración, la forma se asemeja entonces a un laboratorio en el que el sujeto de experimentación es, precisamente, el café.

Varios de los socios de BUNA Café Rico, lo encargados de hacer este espacio posible, trabajaron en conjunto con Jennifer Duayhe en el diseño interior del lugar.

El mobiliario fue construido a partir de la utilidad que tendría cada área con el fin de mejorar la operación y la experiencia del cliente.

Aparte de la condición funcional del espacio y del mobiliario, para el equipo de Taller 42 era muy importante usar materiales y elementos nuevos. En este sentido, se valieron de componentes y acentos locales, especialmente resinas de pisos con las que construyeron la barra de café que parece salida de una impresora 3D y es uno de los muebles que no deben dejar de apreciar cuando les presten una visita.

Time Out dice

Nómada Heladería

Nómada Heladería
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Heladerías

Nómada Heladería

icon-location-pin Condesa

Las dimensiones de la Heladería Nómada, ubicada en Amsterdam, son pequeñas y con proporciones justas. Toda su disposición recuerda a los orígenes de este proyecto que comenzó como un foodtruck.

La obra es de Luis Vargas, arquitecto y uno de los socios de Nómada, quien tuvo como propósito principal lograr una estética orientada a simular un contenedor, un tanto atemporal y medio crudo.

Destacan tres muebles que dotan de verticalidad al lugar y cumplen con funciones específicas cada uno; la primera es la barra de preparación, acompañada por un gran almacén de madera donde se guardan todos los ingredientes y un retícula, del lado opuesto, donde se exhiben los productos que tienen a la venta, además de sus exquisitos postres y helados. El hecho de que todo esté a la vista, subraya la filosofía de Nómada de ofrecer productos honestos, sin conservadores ni saborizantes.

Todos los materiales que utilizaron en el interiorismo son locales. Los platos de cerámica en los que sirven son hechos en un taller en Coyoacán y los muebles son, en parte diseño de Luis Vargas, y parte del catálogo de la tienda Muebles Sullivan.

Time Out dice
Nómada Heladería
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Heladerías

Nómada Heladería

icon-location-pin Condesa

Las dimensiones de la Heladería Nómada, ubicada en Amsterdam, son pequeñas y con proporciones justas. Toda su disposición recuerda a los orígenes de este proyecto que comenzó como un foodtruck.

La obra es de Luis Vargas, arquitecto y uno de los socios de Nómada, quien tuvo como propósito principal lograr una estética orientada a simular un contenedor, un tanto atemporal y medio crudo.

Destacan tres muebles que dotan de verticalidad al lugar y cumplen con funciones específicas cada uno; la primera es la barra de preparación, acompañada por un gran almacén de madera donde se guardan todos los ingredientes y un retícula, del lado opuesto, donde se exhiben los productos que tienen a la venta, además de sus exquisitos postres y helados. El hecho de que todo esté a la vista, subraya la filosofía de Nómada de ofrecer productos honestos, sin conservadores ni saborizantes.

Todos los materiales que utilizaron en el interiorismo son locales. Los platos de cerámica en los que sirven son hechos en un taller en Coyoacán y los muebles son, en parte diseño de Luis Vargas, y parte del catálogo de la tienda Muebles Sullivan.

Time Out dice
Advertising
Nómada Heladería
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Heladerías

Nómada Heladería

icon-location-pin Condesa

Las dimensiones de la Heladería Nómada, ubicada en Amsterdam, son pequeñas y con proporciones justas. Toda su disposición recuerda a los orígenes de este proyecto que comenzó como un foodtruck.

La obra es de Luis Vargas, arquitecto y uno de los socios de Nómada, quien tuvo como propósito principal lograr una estética orientada a simular un contenedor, un tanto atemporal y medio crudo.

Destacan tres muebles que dotan de verticalidad al lugar y cumplen con funciones específicas cada uno; la primera es la barra de preparación, acompañada por un gran almacén de madera donde se guardan todos los ingredientes y un retícula, del lado opuesto, donde se exhiben los productos que tienen a la venta, además de sus exquisitos postres y helados. El hecho de que todo esté a la vista, subraya la filosofía de Nómada de ofrecer productos honestos, sin conservadores ni saborizantes.

Todos los materiales que utilizaron en el interiorismo son locales. Los platos de cerámica en los que sirven son hechos en un taller en Coyoacán y los muebles son, en parte diseño de Luis Vargas, y parte del catálogo de la tienda Muebles Sullivan.

Time Out dice
Nómada Heladería
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes, Heladerías

Nómada Heladería

icon-location-pin Condesa

Las dimensiones de la Heladería Nómada, ubicada en Amsterdam, son pequeñas y con proporciones justas. Toda su disposición recuerda a los orígenes de este proyecto que comenzó como un foodtruck.

La obra es de Luis Vargas, arquitecto y uno de los socios de Nómada, quien tuvo como propósito principal lograr una estética orientada a simular un contenedor, un tanto atemporal y medio crudo.

Destacan tres muebles que dotan de verticalidad al lugar y cumplen con funciones específicas cada uno; la primera es la barra de preparación, acompañada por un gran almacén de madera donde se guardan todos los ingredientes y un retícula, del lado opuesto, donde se exhiben los productos que tienen a la venta, además de sus exquisitos postres y helados. El hecho de que todo esté a la vista, subraya la filosofía de Nómada de ofrecer productos honestos, sin conservadores ni saborizantes.

Todos los materiales que utilizaron en el interiorismo son locales. Los platos de cerámica en los que sirven son hechos en un taller en Coyoacán y los muebles son, en parte diseño de Luis Vargas, y parte del catálogo de la tienda Muebles Sullivan.

Time Out dice

Lardo

Lardo
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Lardo

icon-location-pin Condesa

Lardo, ubicado en la colonia Condesa, es el nuevo proyecto de la distinguida chef mexicana, Elena Reygadas quien, junto al chef italiano, Federico Sali, se aventuró a abrir un espacio con concepto de barra que, aseguran, no existía en la zona. 

Luego de tres años, finalmente dieron con la propuesta que querían ofrecer y trabajaron en conjunto con el arquitecto Jaime Serra para dar vida a un lugar de barrio, un espacio personal, pensado para que la gente pase un largo rato y que fuese de fácil acceso.

Por supuesto, destaca la barra, hecha en mármol. El piso también llama la atención, hecho con maderas del tren y azulejos diseñados por el propio arquitecto. Las mesas también son de madera, así como las sillas. La combinación de todo da un aura vintage y de permanencia, ideal para disfrutar cualquiera de las tres comidas que ofrecen o las tres, por qué no.

Time Out dice
Lardo
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Lardo

icon-location-pin Condesa

Lardo, ubicado en la colonia Condesa, es el nuevo proyecto de la distinguida chef mexicana, Elena Reygadas quien, junto al chef italiano, Federico Sali, se aventuró a abrir un espacio con concepto de barra que, aseguran, no existía en la zona. 

Luego de tres años, finalmente dieron con la propuesta que querían ofrecer y trabajaron en conjunto con el arquitecto Jaime Serra para dar vida a un lugar de barrio, un espacio personal, pensado para que la gente pase un largo rato y que fuese de fácil acceso.

Por supuesto, destaca la barra, hecha en mármol. El piso también llama la atención, hecho con maderas del tren y azulejos diseñados por el propio arquitecto. Las mesas también son de madera, así como las sillas. La combinación de todo da un aura vintage y de permanencia, ideal para disfrutar cualquiera de las tres comidas que ofrecen o las tres, por qué no.

Time Out dice
Advertising
Lardo
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Lardo

icon-location-pin Condesa

Lardo, ubicado en la colonia Condesa, es el nuevo proyecto de la distinguida chef mexicana, Elena Reygadas quien, junto al chef italiano, Federico Sali, se aventuró a abrir un espacio con concepto de barra que, aseguran, no existía en la zona. 

Luego de tres años, finalmente dieron con la propuesta que querían ofrecer y trabajaron en conjunto con el arquitecto Jaime Serra para dar vida a un lugar de barrio, un espacio personal, pensado para que la gente pase un largo rato y que fuese de fácil acceso.

Por supuesto, destaca la barra, hecha en mármol. El piso también llama la atención, hecho con maderas del tren y azulejos diseñados por el propio arquitecto. Las mesas también son de madera, así como las sillas. La combinación de todo da un aura vintage y de permanencia, ideal para disfrutar cualquiera de las tres comidas que ofrecen o las tres, por qué no.

Time Out dice
Lardo
Foto: Reinaldo Odreman. Cortesía Disenia
Restaurantes

Lardo

icon-location-pin Condesa

Lardo, ubicado en la colonia Condesa, es el nuevo proyecto de la distinguida chef mexicana, Elena Reygadas quien, junto al chef italiano, Federico Sali, se aventuró a abrir un espacio con concepto de barra que, aseguran, no existía en la zona. 

Luego de tres años, finalmente dieron con la propuesta que querían ofrecer y trabajaron en conjunto con el arquitecto Jaime Serra para dar vida a un lugar de barrio, un espacio personal, pensado para que la gente pase un largo rato y que fuese de fácil acceso.

Por supuesto, destaca la barra, hecha en mármol. El piso también llama la atención, hecho con maderas del tren y azulejos diseñados por el propio arquitecto. Las mesas también son de madera, así como las sillas. La combinación de todo da un aura vintage y de permanencia, ideal para disfrutar cualquiera de las tres comidas que ofrecen o las tres, por qué no.

Time Out dice
Advertising